Blog 
Callejero
RSS - Blog de Pruebas Pruebas

Archivo

  • 02
    Febrero
    2010

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Gerión: El gigante derrotado por Hércules

    La historia de A Coruña está ligada de forma íntima a la de su principal monumento, por lo que son numerosas las referencias a este edificio y su origen en el nomenclátor de la ciudad: Torre, Faro, Hércules, Breogán y Gerión. El recuerdo de este último personaje constituye un caso singular, ya que normalmente los callejeros recogen los nombres de los vencedores en las batallas y no de los de quienes caen derrotados. Quizás la intención del Ayuntamiento coruñés fue la de premiar la contribución del gigante mítico a la leyenda sobre el origen de la ciudad. El rey Alfonso X fue el encargado de divulgar el relato que atribuye a Hércules la fundación de A Coruña, ya que lo incluyó en su Estoria de Espanna, publicada a finales del siglo XIII. Los tratados medievales combinaban con frecuencia los hechos históricos con las tradiciones legendarias, que en este caso fueron tomadas de la mitología griega. La narración del monarca al que llamaron El Sabio cuenta que Hércules acudió a estas tierras en socorro de unas gentes que solicitaron su ayuda. El gigantesco rey Gerión se presentó en el lugar para reclamar su posesión, ante lo cual el héroe griego le propuso que sólo ellos dos combatieran para evitar la muerte innecesaria de otras personas. Hércules consiguió vencer a su rival tras una lucha que se prolongó durante tres días. Tras derrotar a Gerión, le cortó la cabeza y la hundió en la tierra sobre la que mandó construir una gran torre. El vencedor hizo nacer una ciudad a los pies del monumento y le dio el nombre de la primera mujer que llegó: Crunna. La leyenda caló hondo entre las gentes, que siempre aludieron a Hércules como el fundador de la ciudad y el constructor del faro que le sirve de símbolo. El escudo coruñés muestra una calavera y unas tibias bajo la figura de la Torre como recuerdo del enterramiento de Gerión bajo ese edificio. Este mismo motivo fue reproducido hace dos años en un adorno floral junto a la calle Castiñeiras de Abajo, próxima a la plaza de Cuatro Caminos, con la leyenda: “Voltou o Xerión”. J. M. Gutiérrez

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook