Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de A Coruña

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 13
    Diciembre
    2010

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    BIZCOCHO DE TURRÓN/SOPA DE CÍTRICOS


     

    Tiempos fríos, acercamiento a productos estacionales. Un bizcocho con una sopita nada pesada. Dos en uno.

    Para la sopa vamos a utilizar 6 naranjas, 1 limón y 3 pomelos, que por una parte rayamos la piel, y por otra exprimimos las frutas para sacar el jugo, 1 rama de vainilla, 200 g de azúcar, 3 hojas de gelatina, 500 g de piña.

    Vamos a dejar las ralladuras con el azúcar, para conseguir un dulzor perfumado. Trituramos la piña con el zumo de cítricos y colamos. Abrimos la vainilla y ponemos la semilla  con el azúcar. En un cazo pondremos a calentar el jugo, la vaina de vainilla, el azúcar y calentaremos durante un par de minutos. Habremos hidratado la gelatina en agua, y una vez maleable la dejamos en el caldo caliente, para que se deshaga y dejaremos todo en frigorífico.

    Para el bizcocho usaremos 125 d de turrón de jijona, 4 huevos, 125 g de azúcar, 50 g de mantequilla y 100 g de avellana.

    Montaremos los huevos con el azúcar hasta blanquear la crema. Derretiremos la mantequilla con el turrón y unimos las dos preparaciones, la de huevos/azúcar y la grasa de turrón. Incorporaremos el picado de avellanas y amalgamamos de forma envolvente todos los elementos.

    Precalentamos el horno a 200º y colocamos en un molde enmantequillado, y luego enharinado, la crema de turrón.

    Dejaremos 10 minutos al horno. Dejamos que enfríe y desmoldamos.

    Lo mejor será utilizar moldes pequeños, así podremos colocar en plato sopero nuestra sopa fría, el bizcocho, y si queremos darle aún una nota más gloriosa al plato coronaremos con un helado, de vainilla, de Málaga, o de leche merengada.

    Esta manera de construir postres, con dos/tres elementos, nos puede ayudar estas navidades a crear bizcochos o sopas con lo que nos va quedando por casa.

    Amén de que podemos incorporar, para que quede como unos tropezones, alguna almendra garrapiñada, algún trozo de polvorón, o trozos de torta de alicante.

    Podemos convertir estas sopas en cremas inglesas/pasteleras de manera muy sencilla, y que sirvan para nuestros cakes o masas batidas. Todo sea por hacer más agradable el momento del dulce.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook