Blog 
En analógico y en digital
RSS - Blog de Rubén Sánchez Antuña

El autor

Blog En analógico y en digital - Rubén Sánchez Antuña

Rubén Sánchez Antuña

Ingeniero de telecomunicación, diplomado en economía y postgrado de especialista en economía de las telecomunicaciones. Como escritor tiene publicados cinco libros: "Dos estrelles nel firmamentu infinitu","El murmuriu d'un mieu ensin nome","Dos visiones asturianes de le...

Sobre este blog de A Coruña

Reflexiones sobre las TIC y la sociedad de la información


Archivo

  • 21
    Octubre
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    LA MATERNIDAD ENGAÑADA

     

    Facebook y Apple, dos gigantes tecnológicos, innovadores en casi todos los aspectos, han propuesto a sus empleadas con la excusa de impulsar el talento femenino, correr con los gastos de congelar y mantener sus óvulos. En resumidas cuentas, retrasar la maternidad. A mí me ha dejado con la boca abierta, es que roza lo inverosímil, no sé si estará sacado de una novela de terror futurista, pero vamos, mete miedo al más valiente. A qué extremos estamos llegando de inhumanidad y de impersonalidad.
     
    Ofrecer a una mujer el correr con los gastos de vitrificación de sus óvulos me parece de una doble moralidad, por no decir algo fariseo e hipócrita. Por un lado, se da la facilidad para ser madre (o al menos, esa es la justificación), pero por otra parte se insinúa que es mejor aplazarlo. Es como si le dijeran a la cara, eso sí con la mejor de las sonrisas, “la tarea que vienes desempeñando no es compatible con la maternidad. Elige”.
     
    No tengo dudas sobre que el hecho de que ser madre, y padre, produce muchas preocupaciones que distraen y que pueden quitar tiempo de trabajo. Algunos profesionales lo verán mal y están en su derecho. Recuerdo el caso de Marissa Mayer, ex directiva de Google y consejera delegada de Yahoo, que apuró hasta justo un día antes de dar a luz y, no contenta con ello, volvió a las dos semanas a la oficina con su bebé en una cuna. A mí, sinceramente esta mujer me da lástima; la respeto, pero no puedo entender su punto de vista de qué es la vida.
     
    ¿Qué queremos, una sociedad con madres y padres de 60 años? ¿Es esto conciliar vida profesional y laboral? A mí no me lo parece.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook