Playas con menos sobresaltos

Las incidencias en los arenales de la ciudad durante el verano encadenan dos años seguidos de descensos - Los servicios de emergencia intervinieron este año un 23,56% menos que en 2014

14.09.2015 | 11:46

Las incidencias en las playas coruñesas durante el verano han caído un 23,56% con respecto a 2014, lo que supone un descenso por segundo año consecutivo en el número de intervenciones de los servicios de emergencias. Aunque la mayor parte de los casos bajan, destaca la evolución del número de actuaciones para rescatar a bañistas del agua, que se disparan más de 90% al pasar de 17 a 33 casos, la mayor parte de ellos en el Orzán. La playa más problemática en número de intervenciones es Riazor, con 219. Oza es la segunda que más trabajo dio a los socorristas, con 213, seguida del Orzán, con 188

El 2015 está siendo un año calmado para los servicios de emergencias de la ciudad, al menos en cuanto a actuaciones en los arenales. Desde que comenzó la sesión estival y hasta el 31 de agosto, el número de intervenciones realizadas en las playas por incidentes como picaduras, traumatismos o desapariciones de personas cayó un 23,56% con respecto a 2014 y un 38,4% en comparación con 2013.



Aunque la tendencia general es a descender, hay ciertos sucesos, como los rescates a bañistas en el agua, que se dispararon en dos años, pasando de 17 intervenciones de los socorristas en 2013 a 33 este verano, casi el doble. A diferencia de los rescates en el mar, las asistencias por desapariciones de personas -principalmente menores- en los arenales han caído un 55%, pasando de 27 a 12.

Por playas, Riazor ha sido la que más incidentes registró en 2015, con 219 casos, seguida del arenal de Oza, con 213, y de Orzán, con 180. Es esta última playa en la que las incidencias han descendido más con respecto a años anteriores. En dos años, las intervenciones de los servicios de emergencia cayeron un 53,7%, muy lejos de los datos registrados en el arenal colindante de Riazor, donde cayeron un 17% desde 2013 o del de Oza, con un descenso del 16,4%.

El equipo de salvamento que vigiló -y vigilará hasta el miércoles- la actividad en las playas de estuvo compuesto por 31 socorristas, 8 patrones de embarcación, dos jefes de playa, dos médicos, diez enfermeros, dos técnicos de emergencias sanitarias y un coordinador.

Antes del 15 de junio, fecha en que comenzó la actividad de los socorristas, los bomberos estrenaron el 2 de junio en Riazor su unidad de rescate marítimo para rescatar a un bañista que había quedado atrapado por la resaca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine