Vecinos del Agra lamentan perder 3.000 metros cuadrados de espacio libre

La junta directiva estudiará qué medidas toma para "combatir" el fallo que devuelve la condición de suelo urbano consolidado a la parcela del convento de las Adoratrices

31.10.2015 | 11:26
Parcela del antiguo convento de las Adoratrices, en el Agra do Orzán.

Los vecinos del Agra do Orzán consideran un nuevo revés al urbanismo de su barrio la sentencia del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) que devuelve la calificación de suelo urbano consolidado a la parcela del antiguo convento de las Adoratrices. Esta demanda partió de la firma Drical de inversiones SL, del empresario Juan Carlos Rodríguez Cebrián.

La junta directiva de la asociación de vecinos se reunirá en sesión ordinaria dentro de dos semanas y, será entonces, cuando decida qué estrategia seguirá para "combatir" este nuevo "agravio", según explicó ayer el presidente de la entidad, Ricardo Seixo.

"Es una cosa más que le tenemos que agradecer al exalcalde Francisco Vázquez y al PP", ironiza Seixo, que lamenta la pérdida de los 3.163 metros cuadrados de esta parcela como espacio libre para disfrute de los vecinos.

"El Agra do Orzán es el barrio más poblado de la ciudad, tiene unos 26.000 habitantes y el único parque que tienen los vecinos, lo consiguió la asociación allá por los años ochenta, el de As Conchiñas y ahora está como está", denuncia Seixo. Lamenta que "el único espacio libre que quedaba", a pesar de ser "complicado orográficamente" para destinarlo a "zona de esparcimiento" se vea ahora afectado por esta sentencia que lo desvincula del parque del Agra.

"Esa superficie teórica de disfrute vecinal pasa de 14.200 metros a poco más de 10.000, así que se seguirán haciendo edificios en el Agra", resume Seixo, que invita también a los vecinos de O Ventorrillo, Peruleiro y Visma a que se unan a su lucha contra la construcción de más inmuebles en la zona.

Antes de poner en marcha una campaña para evitar que la promotora desarrolle el proyecto aprobado en el plan general, la construcción de dos bloques de doce y siete plantas, la directiva de la entidad vecinal pedirá una reunión con el concejal de Rexeneración Urbana e Dereito á Vivenda, Xiao Varela.

"Queremos saber cómo va a quedar esa zona", dice Seixo, que no descarta nada, ni movilizaciones ni recogida de firmas para intentar parar el desarrollo de estos inmuebles.

El concejal de Rexeneración urbana e Dereito á Vivenda mostró el pasado jueves su descontento con que fuese estimada esta alegación al plan general. "Lo acordado queda vacío de contenido como consecuencia de una sentencia y de la deficiente gestión de los gobierno anteriores", sentenció Varela.

El portavoz del PP, Carlos Negreira, excusa a su Ejecutivo de no haber cambiado la calificación de esta parcela en el plan general, habida cuenta que fue el PP quien lo aprobó de manera definitiva en 2013. "Discrepábamos con lo que finalmente acordó el tribunal porque entendíamos que tenía que haber unas mejoras para el conjunto de la ciudadanía a consecuencia de esa edificación", dice.

La concejal socialista Mar Barcón, que fue concejal de Urbanismo durante la gestación del plan general, echaba ayer la culpa al PP. Lamentó que, "en cuatro años que estuvo en el Gobierno, el Partido Popular lo único que hiciese fuese frenar el parque del Agra". Barcón asegura que se había "perdido la oportunidad de tener una zona verde de 18.000 metros cuadrados".

La portavoz del BNG, Avia Veira, considera que esta sentencia es "negativa" porque "beneficia a los intereses de los promotores" y recordó que los nacionalistas siempre se habían posicionado en contra de este plan general.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine