El Puerto alega que todos sus contratos son fiscalizados por el interventor del Estado

Asegura que en las licitaciones menores solicita presupuestos a varias empresas y logra rebajas aunque en la plataforma de contratación no figure "por no ser legalmente exigible"

11.02.2016 | 09:01
Muelle petrolero del puerto, cerrado por obras de mantenimiento por el ente público en marzo de 2015.

El organismo portuario realizó 328 contratos en 2015, de los que 303 fueron menores y 20, negociados sin publicidad, es decir, sin concurso, mientras que solo cuatro fueron abiertos. La Autoridad Portuaria argumenta que estos procedimientos son legales y previstos en la legislación y que, además, aunque no sea obligatorio, en las licitaciones menores pide presupuesto a varias empresas a pesar de que en la plataforma de contratación figure que solo hubo un licitador presentado. También señala que al elegir entre varias ofertas logra rebajas en el precio inicial aunque esto tampoco consta en la plataforma de contratación en la que publica sus licitaciones "por no ser legalmente exigible". Añade que "no se puede afirmar taxativamente que no se logren ahorros"

La Autoridad Portuaria de A Coruña ha destacado, en un comunicado enviado ayer en relación a que casi el 99% de los contratos que realizó en 2015 fueron sin concurso público, que cumple "escrupulosamente en materia de contratación con la normativa" y tanto el procedimiento de contrato menor como el negociado con o sin publicidad son fórmulas previstas por la legislación.

El Puerto, que en 2015 adjudicó 328 contratos de los que 303 eran menores y 20 negociados sin publicidad (por valor de casi 12 millones de euros) y solo cuatro eran abiertos, señala que todas las licitaciones que realiza "son objeto de la oportuna fiscalización por parte de la Intervención General del Estado".

Este organismo explica que los contratos menores solo exigen la aprobación del gasto y la incorporación al expediente de la factura correspondiente y si es un contrato menor para una obra se debe añadir el presupuesto de las obras y, si se exige, del proyecto.

Este ente público subraya que en el caso de los contratos menores acude "como práctica habitual, atendiendo a la urgencia o relevancia de cada contrato" a solicitar presupuestos a "varias empresas", por lo que está garantizada "la elección de la oferta más ventajosa económicamente en su conjunto". Añade que en la plataforma de contratación del sector público "no se hace constar" que el Puerto de A Coruña solicitó presupuestos a varias empresas "por no ser legalmente exigible", lo que no quiere decir que no lo haga.

El Puerto afirma que "no se puede afirmar taxativamente" que no consiga rebajas en las contrataciones que realiza, "simplemente ocurre que al no hacerse constar esa información referida a los diferentes presupuestos solicitados" en la plataforma de contratación donde notifica sus licitaciones "coinciden los datos del presupuesto aceptado y el de adjudicación".

Respeto a los contratos realizados mediante el procedimiento negociado, con o sin publicidad, indica que se publican también en la sede electrónica de la Autoridad Portuaria de A Coruña por lo que "admite al proceso de licitación cualquier oferta de cualquier empresa que se presente al mismo, haya sido invitada expresamente o no a la licitación". El Puerto asegura que logra rebajas en sus contratos menores porque selecciona la mejor oferta entre los presupuestos que pide a varias empresas. En la plataforma de contratación, en los más de 300 contratos de 2015 del Puerto, en el caso de los menores se señala específicamente que el "número de licitadores presentados" fue 1. En estos más de 300 contratos menores se hizo la adjudicación exactamente por el mismo importe en el que se presupuestó, sin un céntimo de reducción del importe. El ente público asegura que se debe a que no es "legalmente exigible" que figure la rebaja efectuada por la adjudicataria.

En estos 303 contratos menores efectuados no consta ninguna rebaja excepto en un caso, el registro de la marca Smartport en un despacho especializado en marcas y patentes. En la plataforma de contratación figura que el presupuesto inicial era de 2.284 euros y se adjudicó por 1.764, es decir, en este caso sí consta la rebaja de la licitación, mientras que en las 302 contrataciones restantes no. Existen contratos de muy poca cuantía, como por ejemplo el suministro de un tonner, que si van a licitación abierta cuando llega dicho tonner pueden haber pasado tres meses. En estos casos tiene sentido el contrato menor al agilizar mucho los trámites. Otras contrataciones sí podrían ir al procedimiento abierto por su cuantía y no tanta urgencia. La adquisición e instalación de trece torres de suministro que el Puerto licitó el pasado diciembre a Avante por 49.962, 90 euros, muy cerca del límite de 50.000, se hizo con contrato menor.

El Observatorio de Contratación Pública ha manifestado que las Administraciones recurren al contrato menor "con excesiva frecuencia, lo que ha merecido críticas por el abuso" que supone y porque evitan "la fiscalización".

Los contratos menores implican a veces curiosidades como las de cinco contratos del Puerto a un vecino de Vimianzo por cuestiones variadas: la mejora de las condiciones de visualización del faro de Cee (septiembre de 2015, 2.800 euros), una reparación eléctrica en el faro de Finisterre (septiembre de 2015, 1.893 euros), una obra en dos puentes de la carretera al faro de Touriñán (septiembre de 2015, 3.752 euros); y un desbroce y limpieza de cunetas con bacheo incluido en la carretera al faro de Cabo Vilán (enero de 2015, 4.606 euros).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine