Si no lo leo no lo creo

La sala Mardi Gras coloca carteles en sus paredes para pedir que los clientes no charlen durante los conciertos

19.02.2016 | 01:43

La sala Mardi Gras está harta de que algunas personas se pasen hablando todo el concierto. Tanto sus responsables como sus clientes, que le han mostrado sus quejas. Por ello, han anunciado en su perfil de Facebook que colgarán una serie de carteles para solicitar colaboración a los más parlanchines. "No se trata de que Mardi Gras no sea una fiesta colectiva durante los conciertos y que no se pueda cantar, gritar, silbar a los músicos... eso nos encanta", aclaran. El cartel, que solo pide respeto, ofrece una recomendación final: "Si tienes ganas de hablar te sugerimos que salgas un rato y vuelvas a entrar cuando quieras escuchar a la banda".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine