Orgullo integrador de Pedralonga

La asociación Down Coruña cambia de barrio para continuar con su actividad de igualdad e inclusión en su nueva sede, 1.000 metros cuadrados que compartirán con el colectivo vecinal

22.03.2016 | 09:28
Orgullo integrador de Pedralonga

Las más de 80 familias que integran Down Coruña, la asociación coruñesa que fomenta la integración e igualdad de oportunidades de las personas con síndrome de Down vivieron ayer un día muy especial, no porque se celebrase el día mundial de su discapacidad sino porque estrenaron su nueva sede en Pedralonga, que compartirán con el colectivo vecinal. Son 1.000 metros cuadrados útiles con más servicios y medidas de apoyo e inclusión, la culminación de un proyecto cofinanciado por el Concello y la Diputación desde el mandato anterior y del que las instituciones resaltaron su "suma de esfuerzos"

El Día Mundial del Síndrome de Down, el 21 de marzo, ayer, fue también el día en el que la asociación Down Coruña vio convertido en realidad uno de sus grandes sueños. El colectivo que desde hace 16 años fomenta en la ciudad la igualdad de oportunidades de las personas con síndrome de Down y realiza actividades para favorecer su integración tiene ya su nueva sede, un espacio de 1.000 metros cuadrados de superficie útil con nuevos servicios y facilidades. El centro está en Pedralonga, en el inmueble de la antigua escuela del barrio, y será compartido por la asociación vecinal de la zona.

Jornada grande por tanto en Pedralonga, día de emoción auténtica y de visita institucional, con lo que ambas conllevan: unión y solidaridad alrededor de una causa común y compromiso político acompañado de inversiones anunciadas. Socios de la asociación, vecinos y representantes de la Corporación municipal, la Diputación y la Xunta acudieron al estreno.

El colectivo se traslada desde el local del Barrio de las Flores para disponer ahora, en Pedralonga, de nuevas dotaciones: salas polivalentes, despachos, aulas formativas, una gran sala de usos, área asistencial, comedor, enfermería, salas de terapia, aseos adaptados, un patio exterior protegido y zonas administrativas y de recepción.

Sus objetivos y tareas, las que han asentado la labor de Down Coruña desde que 16 familias empujaron la iniciativa para mejorar la calidad de vida de sus hijos hasta la actualidad, cuando más de 80 disfrutan de los servicios, el apoyo y el cariño de sus impulsores y trabajadores: fomentar el conocimiento, divulgar sus acciones de inclusión e impulsar la independencia y productividad de las personas con discapacidad intelectual.

Concello y Diputación han financiado al 50% la transformación de la antigua escuela en la nueva sede de Down Coruña. Unieron esfuerzos durante el Gobierno anterior y ayer vieron culminada la colaboración y la inversión, de más de 800.000 euros. Manuel Álvarez, presidente de la asociación, realzó precisamente la voluntad de las instituciones por "sumar esfuerzos" para "ofertar más y mejores servicios" para sus usuarios.

El alcalde, Xulio Ferreiro, destacó el carácter "inclusivo" de la ciudad y su "respeto a la diversidad" y confió en que el nuevo centro contribuya a "mejorar la calidad de vida" de los vecinos de Pedralonga y de las personas que utilicen Down Coruña. "El modelo de compartir espacios en un mismo edificio será enriquecedor", auguró Ferreiro.

El presidente de la Diputación provincial, Valentín González Formoso, reconoció sentirse "orgulloso" por poder inaugurar el centro en un día tan especial como el de ayer, el 21 de marzo, y recalcó que la nueva sede es un "ejemplo de inclusión" entre los vecinos de Pedralonga y Down Coruña, que compartirán el espacio.

El conselleiro de Política Social, José Manuel Rey Varela, definió el centro como "un espacio de oportunidades" y una "muestra de unión de diferentes administraciones", y anunció que los presupuestos de su departamento incrementan este año las aportaciones económicas destinadas a la Federación de asociaciones de síndrome de Down de Galicia.

La presidenta de la asociación de vecinos de Pedralonga, María José López, dio la bienvenida al colectivo y subrayó que el barrio, además de "ejemplar", ahora será "más humano".

Down Coruña podrá contar con la nueva sede por un plazo de 75 años, el tiempo que le cede el Concello. Desde el primer día, como quedó claro, no reducirá energías en hacer de la igualdad y la integración la bandera de su actividad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine