Una concentración reclama a Defensa que anule la venta de sus fincas de A Maestranza

Vecinos de la Ciudad Vieja niegan la necesidad de nuevas viviendas en el barrio y defienden la rehabilitación de las existentes frente a la subasta abierta por el Ministerio

08.04.2016 | 09:01
Una concentración reclama a Defensa que anule la venta de sus fincas de A Maestranza

Las vallas que cercan una de las parcelas de A Maestranza que el Ministerio de Defensa sacó a subasta fueron ayer el escenario de la concentración realizada por la Comisión Aberta en Defensa do Común, que se opone a esta operación inmobiliaria y exige la devolución gratuita de los terrenos al Concello para su destino a fines públicos. En torno a dos centenares de personas se congregaron en el lugar para secundar la reclamación de este colectivo, que es respaldada por diferentes entidades de la ciudad, algunos de cuyos representantes participaron en el acto.

Pedro Roque, presidente de la asociación de vecinos de la Ciudad Vieja, anunció que Marea Atlántica y BNG presentarán en el pleno municipal del próximo lunes una moción elaborada por la comisión en la que se solicita la devolución de los terrenos y que haya un proceso de participación ciudadana acerca de su futuro, al tiempo que expresó su deseo de que sea respaldada por todos los grupos de la Corporación. Roque recordó que el pleno ya aprobó una iniciativa en este mismo sentido que contó con el apoyo unánime del Concello e invitó a todos los colectivos que lo deseen a sumarse a la comisión.

"La Ciudad Vieja no necesita nuevas viviendas, sino que se ocupen las vacías", proclamó una vecina del barrio que recordó en los terrenos de A Maestranza existen aún restos del sistema defensivo de la ciudad y que en el pasado se destruyeron tramos de la muralla en la Dársena y María Pita.

El activista Manuel Monge recordó que el problema comenzó hace 32 años con el convenio suscrito entonces entre el Ayuntamiento y Defensa sobre las propiedades del ministerio y destacó que gracias al mismo se vendieron los cuarteles de Zalaeta y San Amaro. Monge puso de relieve que todas las instalaciones militares se levantaron sobre terrenos municipales de los que se apropió el Estado y se opuso a que la Autoridad Portuaria ponga a la venta La Solana y el hotel Finisterre, que también se construyeron sobre suelo público.

También mencionó Monge la negativa del Gobierno central a ceder de forma gratuita la antigua cárcel y recordó que el Ayuntamiento se negó en 1840 a entregar sus terrenos al entonces Ministerio de la Guerra argumentando que eran del pueblo. "Vamos a ganar esta batalla al Ministerio de Defensa sin disparar un solo tiro", concluyó.

El arquitecto Xosé Lois Martínez Suárez, quien fue invitado a hablar en la concentración por la comisión, destacó lo apropiado de su denominación porque "si hay algo en la ciudad es un proyecto común" y calificó a A Coruña de "castigada" por la Corona española desde el siglo XVIII por la decisión de convertirla en plaza fuerte, ya que derivó en la ocupación de numerosos terrenos para la construcción de instalaciones militares.

"A Coruña pide lo que es suyo", defendió Martínez, quien recordó que Barcelona recuperó de forma gratuita los antiguos terrenos militares de la Ciudadela para convertirla en parque, además de los de Montjuic, mientras que Madrid hizo lo mismo con el Retiro. Para este arquitecto la subasta iniciada por Defensa en A Maestranza "no tiene por objetivo resolver el problema de la vivienda en la Ciudad Vieja, sino especular", lo que justificó recordando el largo tiempo pasado entre la desaparición de las murallas coruñesas y el inicio de la urbanización de los terrenos que quedaron liberados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Javier de Toro, jefe del servicio de reumatología del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña, responderá a preguntas de los lectores este jueves a las 11.30

 

 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine