Un hombre acusado de intentar quemar a su mujer y sus suegros alega que no recuerda nada

La mujer dice que la golpeaba mientras le gritaba "ojalá os muráis todos" - La Audiencia Provincial de A Coruña ha acogido este lunes la primera sesión del juicio

27.06.2016 | 16:45

El coruñés acusado de haber pegado a su mujer antes de lesionar a sus suegros y de haber tratado de prender fuego en la puerta del domicilio donde se refugiaban, ha alegado en el juicio que no se acuerda de "nada" de lo ocurrido, aunque ha aprovechado su declaración para "pedir perdón".

La Audiencia Provincial de A Coruña ha acogido este lunes la primera sesión del juicio contra un hombre para quien la Fiscalía pide 16 años y 10 meses de prisión por los delitos de maltrato, lesiones y tentativa de incendio.

Según el escrito del Ministerio Fiscal, el acusado pegó a su esposa y lesionó a sus suegros con un cuchillo, además de tratar de prender fuego en la puerta de la casa donde sus familiares se refugiaron de la agresión.

Así, tras una discusión en el salón del domicilio familiar, el Ministerio Fiscal sostiene que el hombre agarró y zarandeó a su mujer mientras gritaba que iba a "matar a todo el mundo". Al enterarse, el padre de la víctima trató de impedir la agresión, pero recibió varios golpes por parte del acusado.

En un momento en el que la mujer salió de la casa para solicitar ayuda, los suegros trataron de resguardarse detrás de una puerta. En ese instante, y "con ánimo de atentar contra la integridad física de los padres de la víctima, trató de atravesar la puerta", al tiempo que gritaba "os mato, os mato".

En un momento que el acusado fue a la cocina, las víctimas aprovecharon para escaparse al exterior y refugiarse en la casa de un vecino. Allí, tras no recibir respuesta, el acusado utilizó dos garrafas de gasóleo que roció en el porche de la casa con la intención de prender fuego.

"Pido perdón"

"Yo no me acuerdo. Yo no sé. No recuerdo nada", ha dicho el acusado en reiteradas ocasiones durante su declaración en relación a los hechos, ocurridos el 30 de marzo de 2014 en la localidad coruñesa de Sada.

El procesado ha manifestado no "acordarse de nada" de lo ocurrido ese día puesto que, según ha explicado, durante esa época "estaba tomando mucha medicación". "Pido perdón, pero yo no me acuerdo de hacer nada", ha afirmado.

Las víctimas

La mujer ha relatado todo lo ocurrido ese día cuando su entonces marido, durante el transcurso de una discusión, la "agarró" y la "empujó". Según ha declarado, incluso la llegó a amenazar con matarla a ella y a sus padres. "Me tenéis amargado, ojalá os muráis todos", le decía el acusado a la víctima, según ha comentado esta última.

La mujer, ante el tribunal, ha asegurado que el día de los hechos llegó a temer por su vida y por la de sus padres. "Su idea era que, si me separaba de él, quemaba la casa", ha dicho la víctima, quien ha dicho que el encausado "tenía mucho genio" y "siempre estaba de mal humor".

"Los golpes que yo recibí me duraron dos o tres meses, pero el dolor que me queda a mí por dentro de ver a mis padres como estaban jamás se me va a pasar en la vida. Estoy dolida, me duele el corazón, el alma... Perdí la confianza total en él. Me sacó todo", ha comentado la mujer al finalizar su declaración ante el tribunal.

Los suegros, por su parte, han relatado con todo detalle lo que ocurrió ese día en su casa, donde recibieron golpes y fueron amenazados por el acusado. Así, el suegro ha confirmado que el hombre llegó a coger combustible en el garaje "para prender fuego a la casa del vecino", mientras que ella ha asegurado que el procesado la tiró al suelo y la "llenó de patadas".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine