Un rescate de alta tensión policial

Las discrepancias sobre la actuación de la Policía Local ante la entrada de un joven en el mar el día de San Juan suscitan fricciones con el Cuerpo Nacional de Policía

20.07.2016 | 12:43
Cadena humana formada para salvar al policía que entró en el mar para rescatar al joven bañista.

La investigación abierta por el Cuerpo Nacional de Policía acerca de los hechos ocurridos en la mañana del 24 de junio en la playa del Orzán está levantando ampollas en la Policía Local, que denunció al joven D.S.V. por bañarse en el mar y le consideró presunto autor de los delitos de desobediencia grave a la autoridad y desorden público. El hecho de que el oficio enviado por la Policía Nacional no apreciara la existencia de ninguna conducta delictiva y que además considerase inadecuada la actuación de los agentes locales no solo ha generado malestar en el cuerpo municipal, sino que incluso ha motivado la remisión de un escrito de queja a la Jefatura Superior de Policía.

En ese documento se considera que en la investigación puesta en marcha por el Cuerpo Nacional de Policía ha habido "abuso de autoridad", así como "desviación de poder" y "deslealtad institucional". Esta protesta realizada desde la Policía Local llega después de que se le reclamara la identificación del autor del informe de ese cuerpo sobre los hechos, dato que no fue proporcionado, mientras que los policías que resultaron lesionados no comparecieron para ofrecer su versión del suceso y tampoco presentaron un parte de lesiones.

El informe redactado por la Policía Nacional expresa su extrañeza por la decisión de la Policía Local de ordenar a dos agentes que trataran de sacar del mar al joven , ya que en ese momento aún había socorristas en la playa, personal que cuenta con especialización en rescates, frente a la inexperiencia de los agentes, uno de los cuales se vio en serios apuros a causa del fuerte oleaje. De acuerdo con los datos recabados por la investigación, en el momento del incidente, a las 08.00 horas del día 24, había 10 socorristas y una moto de agua en la ensenada del Orzán, aunque la unidad de rescate acuático de los bomberos ya había abandonado el lugar, por lo que se considera que hubo omisiones en el cumplimiento del plan de emergencias establecido para la fiesta de San Juan.

El análisis realizado por este informe sobre la intervención llevó el lunes a expresar su disconformidad a la Asociación Profesional de Policía Local de A Coruña y el sindicato CSIF, mayoritario en ese cuerpo, que señalaron que el juicio sobre estos acontecimientos debe ser realizado por los jueces y no por "otros cuerpos policiales". También señalaron ambas entidades que no solo deben tenerse en cuenta "una parte de pruebas o en grabaciones parciales", sino los hechos "en su totalidad y contexto".

Sobre la inexistencia de delitos a la que alude el informe de la Policía Nacional, el sindicato y la asociación exigen que se valoren las causas que pudieron observar los agentes municipales para llevar a cabo la detención de D. S. V., a lo que añadieron la reclamación de "respeto" hacia esos funcionarios.

Otro de los asuntos que están generando fricciones entre los dos de cuerpos es la justificación aportada por la Policía Local para que sus agentes se lanzaran al rescate del joven, ya que aludieron al caso del estudiante eslovaco Velicky, fallecido en el Orzán hace cuatro años. El informe de la Policía Nacional rechaza este argumento ante las diferencias existentes entre ambas actuaciones, mientras que en el seno de este cuerpo se ha suscitado un profundo malestar por la utilización de ese caso, ya que tres de sus miembros fallecieron cuando intentaban salvar al estudiante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine