La Solana califica de "total injusticia" que su ampliación lleve siete meses paralizada

El complejo explica a sus socios que es "incomprensible" el bloqueo de la nueva sala de 'fitness', pero su director admite que negocia con el Concello para retomar las obras

31.07.2016 | 01:29
Nueva sala de ´fitness´ de La Solana, paralizada desde el pasado mes de diciembre.

Metropolitan Spain, la concesionaria de las instalaciones deportivas de La Solana, califica de "total injusticia" y de "incomprensible" que el Concello mantenga paralizadas desde hace siete meses las obras de construcción de la nueva sala de fitness y actividades, decisión que fue adoptada tras la denuncia presentada por un ciudadano acerca de la altura del edificio que se construía en ese momento. La inspección municipal comprobó que el proyecto se ajustaba a la legalidad en ese aspecto, pero decretó la "suspensión inmediata de las obras" de La Solana al hallar otras irregularidades.

En una notificación a los socios del club colocada en el recinto, la entidad recuerda que el Gobierno local le ordenó interrumpir las obras en diciembre y que, tras comprobarse que la altura de la nueva sala era "exactamente la misma que la reflejada en la licencia aprobada", entendía que los trabajos debían reanudarse de inmediato. Pero lo cierto es que la actuación continúa paralizada, lo que para Metropolitan es una "sorpresa", ya que asegura contar con todos los permisos necesarios tanto del Concello como de la Dirección Xeral de Patrimonio.

La contundencia de estas afirmaciones contrasta con las declaraciones a este periódico del director de La Solana, Carlos Filgueiras, quien en un tono conciliador señaló que la empresa está en negociaciones con el Concello, que le exigió una "foto fija" de la situación actual y que su intención es retomar las obras cuanto antes.

El pasado mes de junio, el Gobierno local dio un plazo de tres meses a Metropolitan para que presentara un proyecto de legalización de las obras o para que se ajusten a la licencia concedida en octubre de 2013. En aquel momento se advirtió de que si la orden no se cumplía, obligaría a demoler el inmueble y podría multar a la empresa con hasta 10.000 euros si retomaba los trabajos.

La concesionaria no menciona esta orden en la comunicación dirigida a sus socios, en la que acusa al Concello de querer "revisar desde el principio todo el proyecto" y de interrumpir las obras "sin justificación alguna" y cuando ya están realizadas en un 90%. Metropolitan advierte de que defenderá sus intereses y los de sus abonados "hasta donde sea necesario" y que trabaja "intensamente" para desbloquear la situación con la convicción de que se resolverá de forma favorable para la entidad porque está convencida de tener razón.

Tras la denuncia de un ciudadano que consideraba que la altura del nuevo edificio impedía la visión de las murallas de la Ciudad Vieja desde el paseo marítimo, la inspección municipal comprobó que el proyecto se ajustaba a la legalidad en ese aspecto, pero el pasado mes de diciembre la concejalía de Rexeneración Urbana decretó la "suspensión inmediata de las obras" de La Solana al hallar otras irregularidades con relación a la licencia municipal que le fue concedida en 2013 por el anterior Gobierno local y por no contar con permiso de la Dirección Xeral de Patrimonio para realizarlas.

La inspección municipal reveló que el edificio que se construía tiene menos pórticos que los indicados en el proyecto y que la longitud" del edificio es "inferior" a la prevista, así como que se modificó el "sistema estructural", lo que afecta a la "cimentación, pilares y vigas". Los técnicos detallaron que los pórticos diseñados eran de madera laminada, pero que se cambiaron por otros metálicos, al tiempo que también se variaba el volumen del edificio.

El Concello reclamó un proyecto reformado que permita comprobar que cumple la legalidad. La Dirección Xeral de Patrimonio informó posteriormente de que las obras no precisan su permiso porque la construcción de una nueva sala de fitness sobre las antiguas pistas de tenis está prevista en el estudio de detalle de la zona que recibió el informe favorable de este departamento autonómico en 2006.

Tras el informe municipal, el director de La Solana explicó que en todas las obras hay variaciones con relación al proyecto inicial, por lo que es habitual presentar un proyecto modificado al término y aseguró que tras la paralización de los trabajos, la presentación del documento se haría "a la mayor brevedad".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine