Un hito climático impredecible

Los meteorólogos admiten que la variabilidad del clima impide pronosticar los mínimos niveles de precipitaciones, como ocurrió el pasado mes, el julio más seco de la historia en la ciudad

03.08.2016 | 10:02
Un niño se refresca en una de las duchas de la playa de Riazor el mes pasado.

Que no lloviese más que un día en julio en la ciudad, como reflejaron los observatorios de MeteoGalicia y Aemet, fue algo llamativo "pero no extraordinario", según admite un meteorólogo de la Agencia Estatal de Meteorología en Galicia. El mismo profesional asegura que, debido a los cambios climáticos, no se pueden predecir con el margen de quince días o una semana lluvias tan escasas como las que se registraron el mes pasado, el julio más seco de la historia en A Coruña. Cayeron 0,7 litros de lluvia por metro cuadrado según los registros de Aemet y 0,2 en los de MeteoGalicia

El mes pasado, en el que solo llovió un día según los datos combinados de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) y MeteoGalicia, pasará a la historia meteorológica de A Coruña como el julio más seco desde que existen registros. MeteoGalicia constata que solo cayeron, en ese único día de lluvia débil, 0,2 litros por metro cuadrado. Un meteorólogo de Aemet Galicia concreta que, según los registros de su estación, el nivel de precipitaciones fue ligeramente superior y alcanzó los 0,7 litros por metro cuadrado, un dato que convierte el pasado mes en el julio más seco de la historia.

Este hito lo tenía hasta ahora un julio de hace dos siglos, el de 1896, señala Aemet, en donde se almacenan datos recogidos por el observatorio desde mediados del siglo XIX. Entonces había caído un litro por metro cuadrado. Para apuntar un julio más reciente sin apenas precipitaciones parecido al que terminó el pasado domingo hay que remontarse al de 1986.

El que el último julio no haya tenido más que un día levemente lluvioso en A Coruña y sea el séptimo mes más seco de la historia y el menos lluvioso de los últimos 75 años es llamativo pero no es sin embargo algo extraordinario, reconoce el meteorólogo de Aemet Galicia Rafael Sánchez. "Hubo varios lugares de la comunidad en los que no llovió en todo el mes pasado. Estamos en verano y es normal que llueva menos días y de manera moderada", admite.

Sánchez apunta que este año ha habido un anticiclón predominante en la Península durante prácticamente todo el mes pasado acompañado de más de una ola de calor africano, lo que provocó que muchas comunidades tuvieran un clima más seco que otros años. Pero el nivel de sequedad de julio, aunque llamativo, estaba fuera de las predicciones de los meteorólogos. "El clima es algo variable y no se puede pronosticar con quince días o una semana de antelación que no vaya a llover o que vayamos a tener un mes tan seco", explica el meteorólogo.

Por esta razón los expertos tampoco pueden predecir ahora cómo va a ser el mes de agosto en A Coruña. "De momento, empezará como acabó julio, y cuando baje la temperatura no habrá lluvias", adelanta Sánchez. Es raro que se sobrepasen los 30 grados en A Coruña; la cima histórica de calor se produjo en agosto de 1961, 39,6 grados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine