Los mariscadores prevén iniciar mañana la limpieza de tres parques privados en O Burgo

23.08.2016 | 11:55

Los mariscadores que faenan en la ría de O Burgo esperan empezar mañana con las labores de regeneración de tres parques privados, cuya concesión ha caducado. Les queda el permiso final de la Consellería do Mar, una llamada que les diga que los antiguos adjudicatarios de las explotaciones no han puesto ningún impedimento para que la Cofradía amplíe su ámbito de trabajo y que no hay ninguna sentencia que se oponga a esta actuación.

El portavoz de la Agrupación de Mariscadores de a Pie de la Ría de O Burgo, Manuel Baldomir, confía en que ese visto bueno llegue hoy y que, de ese modo, puedan iniciar los trabajos mañana. El hecho de que la ría esté cerrada por altos niveles de toxina lipofílica no afecta a las labores que los mariscadores tienen programadas para la regeneración de estos tres parques, ya que, antes de sembrar semilla de almeja para, posteriormente, extraerla y comercializarla, es necesario limpiar el fondo de la ría.

Estas tareas implican no solo sacar de entre los lodos objetos como ruedas, carritos de la compra y maderas, que actualmente están bajo las aguas del estuario, sino también toda la producción de mejillón que ha crecido sin control en el estuario durante todos los años en los que los parques no han estado atendidos.

Una vez que los mariscadores hayan limpiado el fondo de la ría, tendrán que mover el sustrato, airearlo y acondicionarlo para la siembra. Baldomir estima que, si empiezan a trabajar mañana y aprovechan también los tres últimos días del mes para estas labores -el resto de las jornadas no son compatibles con la regeneración de los bancos, ya que las mareas no permiten que se realicen este tipo de tareas- podrán tener todo el trabajo de acondicionamiento rematado a mediados de octubre. Una vez terminada esta fase, los mariscadores entrarán en otra diferente, la de la siembra. El tamaño de la almeja que utilicen en este proceso determinará el tiempo en el que empezarán a ser productivos los bancos marisqueros.

"No es lo mismo sembrar con semillas de cuatro o de ocho milímetros que hacerlo con una de un centímetro y medio, en este caso se espera menos", comenta Baldomir. La parcela más grande está a la altura de la urbanización A Ría, junto al paseo marítimo de Culleredo y, las otras dos están ubicadas al pie del hospital Materno Infantil.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine