El autobús a Alvedro saldrá de la rotonda das Ánimas y parará en el Abente y Lago

La empresa concesionaria aplicará "en breve" el nuevo recorrido - El servicio volverá a Puerta Real, hará escala en el Obelisco y eliminará la cabecera de Entrejardines

31.08.2016 | 01:44
Un bus con destino al aeropuerto, en la cabecera de Entrejardines.

El bus que une la ciudad con Santa Comba y que, en su recorrido, pasa por el aeropuerto de Alvedro ha recibido el visto bueno del Concello para modificar su ruta. La cabecera de la línea se trasladará de Entrejardines a la rotonda das Ánimas y, desde ahí, su itinerario sumará una parada en el Abente y Lago y recuperará la de Puerta Real, añadirá una en el Obelisco y mantendrá la de plaza de Ourense. En la avenida de Alfonso Molina, el bus sigue con sus cinco paradas: en la estación de buses, en Carrefour, en la gasolinera de San Vicente de Elviña, en el cruce de A Zapateira y en el de la Coca-Cola. Tras el paso por Lavedra, el bus hará una parada también en Palavea.

En junio de 2014 y debido a las obras del túnel de la Marina, el recorrido del bus al aeropuerto vio modificado su itinerario, de modo que se eliminó la escala en Puerta Real y se instalaron la primera y la última parada en Entrejardines. Según fuentes municipales, el cambio de la ruta se efectuará "en breve" aunque es responsabilidad de la concesionaria del servicio, Asicasa, ponerla en práctica.

El concejal de Mobilidade Sostible, Daniel Díaz Grandío, a través de un comunicado, defiende que la ampliación del recorrido tiene el objetivo de "ofrecer a la ciudadanía un servicio público realmente útil".

El Concello hace pública esta aprobación de los cambios en la ruta del bus que une Santa Comba con A Coruña en pleno tira y afloja con la Xunta por la aplicación del plan de transporte metropolitano, que ha enfrentado a ambas administraciones. A Coruña presentó alegaciones -un día fuera de plazo según el Gobierno gallego- y el resto de Concellos demandaron que no se pusiese en marcha sin coordinarse con la ciudad. Presentaron también consideraciones a la Xunta la asociación de Amas de Casa y Usuarios, así como el colectivo provincial de taxistas. También la Compañía de Tranvías.

Díaz Grandío defiende que el proyecto "tiene errores" y apuesta por que los solventen "entre todos". "Al tratarse de un plan metropolitano se centra en desplazamientos a un radio de 35 kilómetros sobre la ciudad, aunque después rompe con esa visión promoviendo la penetración de líneas de autobús que vienen de Monforte, Vigo o Lalín", explica el concejal de Mobilidade Sostible. El plan de la Xunta obvia la construcción de la intermodal que, según los cálculos del Ejecutivo autonómico, estará en marcha en 2019.

El Gobierno municipal aboga por que se definan "correctamente" los itinerarios y paradas de las líneas de bus que penetren en la ciudad" y que se seleccionen las "realmente importantes" tanto "en conexión como en número de viajeros" como en el servicio que prestan.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine