Alvedro acumula el desvío de 83 aviones en lo que va de año que afectaron a 19.000 viajeros

El aeródromo carece de ayudas a la aproximación en la cabecera más alejada de la ría - Solo durante la jornada del martes, seis aviones y 1.500 pasajeros tuvieron que operar desde Lavacolla

29.09.2016 | 17:29
Pasajeros de Alvedro hacen cola tras el desvío de un vuelo.

Las claves

  • Otros desvíos. El pasado 25 de agosto el aeropuerto coruñés vivió una de sus jornadas más complicadas. Seis aviones con destino u origen Alvedro fueron desviados a Santiago, lo que afectó a 1.300 pasajeros, aproximadamente
  • Motivos. Los pilotos carecen de ayuda para aterrizar por la cabecera más alejada de la ría, por lo que las maniobras las realizan basándose en la información que captan desde sus cabinas. La otra cabecera tiene ILS
  • Solución. Enaire realizó un estudio sobre la seguridad y la viabilidad del sistema.Todavía carece del permiso de la comisión de la que forma parte la Agencia Estatal de Seguridad Aérea para poder aplicarlo

La fuga de pasajeros en la estadística de Alvedro se hace cada vez más grande. Solo durante la jornada del pasado martes, se colaron por esa rendija unos 1.500 pasajeros. Son, en total, en lo que va de año casi 19.000 usuarios que, en lugar de encontrarse o de despedirse en Alvedro, lo hicieron en Santiago, porque sus vuelos fueron desviados. El aeropuerto se quedó inoperativo desde aproximadamente las siete de la tarde. Los primeros vuelos de la tarde, según el colectivo Vuela Más Alto, podrían haber operado sin sobresaltos si las condiciones del aeropuerto fuesen diferentes, si estuviesen cortados, por ejemplo, los árboles que están en las inmediaciones de la cabecera 21 y que, por su altura, obligan a los pilotos a frustrar sus aterrizajes en condiciones de poca visibilidad

El aeropuerto de Alvedro suma, con los de esta semana, 83 desvíos de aviones, lo que significa que, aproximadamente se vieron afectados unos 160 vuelos con casi 19.000 usuarios, ya que, normalmente, cuando una aeronave no puede tomar tierra en A Coruña se frustra también la salida del avión hacia otro destino. Las compañías, para evitar que se retrasen las dos operaciones -por el traslado a otro aeropuerto- hacen maniobras como, por ejemplo, mandar a Alvedro un avión vacío con base en otra ciudad para paliar las consecuencias de los desvíos.

Las condiciones meteorológicas son, habitualmente, la causa de los desvíos que se producen en Alvedro. Y es que, si bien el aeródromo cuenta en la cabecera 21, la más cercana a la ría, con un sistema llamado ILS para ayudar a los pilotos a tomar tierra en situaciones de visibilidad reducida, carece de ayudas a la aproximación en la 03.

Eso implica que, si no se puede efectuar el aterrizaje por la cabecera 21 de la pista, por ejemplo, porque el viento sopla muy fuerte en favor de la dirección del avión, y no en su contra, que es como se debe ejecutar esta maniobra, los pilotos pueden intentar aterrizar por la otra parte de la pista. Esta operación se puede realizar si las condiciones de visibilidad son buenas, ya que los pilotos solo cuentan con la información que reciben visualmente y con la que les ofrece el avión.

El gestor de navegación aérea en España, Enaire, ha realizado un estudio para dotar de un sistema de ayuda a la aproximación a los pilotos, mediante coordenadas, de modo que las compañías incorporen a su plan de vuelo unas referencias para que todos los profesionales realicen la maniobra de aterrizaje de la misma manera y no dependiendo de su pericia o de lo que puedan ver desde su cabina. Para la puesta en marcha de este servicio todavía no hay una fecha marcada. Enaire necesita, entre otros permisos, realizar unos vuelos de prueba que acrediten la validez del sistema.

El colectivo en defensa del aeropuerto de Alvedro Vuela Más Alto indica que la jornada del pasado martes fue especialmente complicada para la navegación aérea por lo espesa que era la niebla y que, probablemente, no se hubiesen podido evitar todos los desvíos -doce vuelos- ni las molestias causadas a los 1.500 pasajeros que tuvieron que viajar por carretera a Lavacolla para poder continuar con sus rutas. No fueron los únicos, ya que durante la mañana de ayer, el vuelo de primera hora de Iberia a Madrid fue cancelado y sus pasajeros tuvieron que ser recolocados en otro avión que opera la misma ruta.

Vuela Más Alto considera, sin embargo, que "los tres primeros" vuelos desviados del pasado martes -el aeropuerto estuvo inoperativo desde las siete de la tarde aproximadamente- podrían haber tomado tierra si las condiciones en Alvedro fuesen diferentes.

La entidad acusa a AENA de "pasividad" a la hora de mejorar el entorno del aeropuerto, ya que los árboles que crecen en sus inmediaciones afectan al correcto funcionamiento de las instalaciones aeroportuarias. El director de Alvedro, Jesús Campo, y los representantes de los ayuntamientos limítrofes se han reunido ya para hablar sobre este tema e intentar eliminar los obstáculos que hay en las inmediaciones del aeropuerto, aunque todavía no han tomado ninguna decisión al respecto.

Uno de los objetivos que se marca cada año el aeropuerto de Alvedro al empezar el ejercicio es el de cerrar, en diciembre, habiendo movido a un millón de pasajeros. A tres meses de que se acabe 2016, las estadísticas del aeródromo coruñés podrían contar con 19.000 viajeros más y las de Lavacolla con la misma cifra menos, pero los desvíos han conseguido que no se cierre la fuga de usuarios. Aún con estas pérdidas, Alvedro cuenta con llegar, este año, al millón de pasajeros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine