El Gobierno considera legal y constitucional la exhibición de la bandera republicana

El Ejecutivo defiende que mostrar la tricolor "no resulta punible" - Su Delegación en Galicia denunció al Concello por ponerla en el balcón de la casa Casares Quiroga

16.07.2017 | 03:03
La tricolor, en el balcón de la casa Casares Quiroga.

El Gobierno de Mariano Rajoy sostiene que "la mera exhibición de banderas no resulta punible" y que mostrarlas "en principio no es ilegal ni inconstitucional" siempre y cuando no se relacione con "una conducta activa propia de un crimen de odio o discurso que ensalce la violencia". En una respuesta a dos senadores de Compromís, el Ejecutivo aclara que la exhibición de enseñas "se puede amparar en la libertad ideológica y la libertad de expresión".

El Gobierno manifiesta en su respuesta parlamentaria una posición contraria a la de su Delegación en Galicia, que ha denunciado en el juzgado al Ayuntamiento de A Coruña por poner una bandera republicana en la Casa Museo Casares Quiroga, dedicada a la figura del que fuera jefe de Gobierno de la Segunda República, en los meses precios al golpe militar.

El pasado 14 de abril, el Gobierno local instaló la bandera republicana en el edificio situado en el número 12 de la calle Panaderas. Cuatro días después, la Delegación en Galicia requirió al Concello que retirase la tricolor. El 25 de abril, el Concello respondió, previo informe de la Asesoría Jurídica, que, al contrario de lo que sostenía la Delegación del Gobierno, no estaba incumpliendo la Ley 39/1981, que establece que la actual bandera de España es la que debe ondear y ser exhibida en las "sedes de los órganos constitucionales del Estado y en la de los órganos centrales de la Administración del Estado". Fue entonces cuando el Gobierno central llevó el asunto al juzgado de los Contencioso-administrativo argumentando que la actuación del Concello vulnera la Ley de Símbolos, mientras que para el Ejecutivo supone un homenaje más a Casares Quiroga y, según el alcalde Xulio Ferreiro, "está dentro de la legalidad" ya que la casa no es un edificio administrativo sino que es un museo dedicado al político republicano de origen coruñés. Además, defiende el regidor, la enseña no pende de ningún asta. "Hay normas que hay que cumplir. No se trata de litigar por litigar, sino de cumplir la ley", replicó el delegado del Gobierno, Santiago Villanueva, en contra del criterio defendido por el Concello

Los senadores de Compromís solicitaban al Gobierno en su iniciativa una explicación ante las "amenazas preventivas" que la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana dirigió a ayuntamientos y diputaciones antes del 14 de abril, ante la posibilidad de que, como el año anterior, volvieran a colgar la bandera de la República en sus fachadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine