La huelga de los trabajadores de seguridad del aeropuerto de Alvedro genera división entre los sindicatos

USO y CCOO califican de "publicitaria" la protesta de UGT a partir del 20. El Gobierno local prevé que el paro no tenga el mismo impacto que en El Prat

12.08.2017 | 09:45
Zona de facturación en la terminal de pasajeros del aeropuerto de Alvedro.

Comisiones Obreras y USO anunciaron ayer su rechazo a los paros parciales de los trabajadores de seguridad de los aeropuertos de A Coruña y Santiago previstos a partir del día 20 y acusaron a UGT de convocarlos sin consenso con los trabajadores. Los paros del personal de Eulen, en Alvedro, y la empresa Prosegur, en Lavacolla, están previstos entre las 04.30 y las 09.00 horas; las 12.00 y las 15.00; y las 20.00 y las 22.00.

Para Comisiones y USO, con esta convocatoria UGT trata de "hacer campaña publicitaria" aprovechando la huelga que se realiza en Barcelona, ya que en los aeropuertos de A Coruña y Santiago las negociaciones entre los sindicatos y la empresa todavía no han comenzado. Ambas centrales detallaron que estaban preparando las reclamaciones de los trabajadores para trasladarlas a la dirección.

Tanto Comisiones como USO afirmaron sin embargo que apoyan "totalmente" las reivindicaciones del personal y anunciaron que se marcarán fechas para la celebración de asambleas en los centros de trabajo. La Federación de Trabajadores de Seguridad Privada de USO destacó que gran parte de los vigilantes "se enteraron de la convocatoria por un comunicado de prensa", y que no se les hizo partícipes mediante una asamblea o comunicado al efecto. Aunque reconoce la precariedad de los vigilantes aeroportuarios y la necesidad de mejorar sus condiciones laborales y salariales, cree primordial no caer en la "exclusión y clasismo" con relación al resto de personal del sector.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, declaró ayer sobre la posibilidad de que el conflicto de Barcelona se extienda a aeropuertos como el de A Coruña que "cada caso será considerado en sus condiciones y con las administraciones competentes", ya que estimo que la Xunta de Galicia será competente para mediar en los paros convocados en Alvedro y Lavacolla.

Para la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, la convocatoria de huelga en dos de los aeropuertos gallegos no ayudará "a nadie", por lo que apeló a la "responsabilidad" de las partes para llegar a acuerdos en las mesas de negociación. Vázquez admitió que la huelga es "un derecho sagrado", pero también advirtió que perjudicará a las empresas y "especialmente" a los usuarios. La conselleira defendió por ello la búsqueda de un acuerdo y la negociación en cuestiones como las revisiones salariales. "Creo que es donde se pueden alcanzar acuerdos de verdad para evitar la huelga", declaró.

El concejal de Economía Social y presidente del Consorcio de Turismo de A Coruña, Alberto Lema, previó ayer que Alvedro no sufrirá "las mismas consecuencias" que el aeropuerto de El Prat, que calificó de "importantes", aunque reconoció que el servicio de seguridad es "imprescindible" en la terminal. Lema destacó que la competencia del Concello en este conflicto es "nula", por lo que el Gobierno local no debe "entrar en el fondo del asunto", aunque expresó su deseo de que haya "cauces de diálogo y una resolución pronta".

La propagación a otros aeropuertos del problema de los vigilantes del aeropuerto barcelonés llevó ayer al responsable estatal de Seguridad Privada de UGT, Diego Giráldez, a reclamar un acuerdo global para los trabajadores de este sector en España. Según este sindicato, las condiciones fijadas por el Gobierno central y AENA en las licitaciones de los contratos derivan en conflictos como el de El Prat. El portavoz socialista en el Parlamento de Canarias, Iñaki Lavandera, acusó por su parte a AENA de poner en riesgo el turismo al "adjudicar a la baja" servicios de los aeropuertos como la seguridad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine