El Ministerio agota el plazo para emitir la Declaración de Impacto Ambiental de la ría

Alega que hay días inhábiles en el plazo de tres meses establecido para resolver el documento y que el proceso sigue en marcha, por lo que asegura que se publicará "en breve" el proyecto de dragado

09.09.2017 | 09:41
Lodos en la ría de O Burgo.

La ría de O Burgo se encuentra con un escollo más en el camino que la lleva a la publicación del proyecto definitivo de su dragado. Durante la jornada de hoy se cumple el plazo para que el Ministerio emita su resolución sobre la Declaración de Impacto Ambiental de la actuación en el estuario, sin embargo, ese plazo no se cumplirá, ya que, según fuentes del departamento, este anuncio se efectuará "en breve". Defiende que el proceso sigue en estudio y que no se ha paralizado, aunque sí que seguirá acumulando retrasos. Medio Ambiente alega que, debido a la complejidad del informe, los plazos pueden alargarse. Si el proceso no se hubiese interrumpido en ningún momento, el proyecto definitivo tendría que haberse publicado en julio de 2016

El plazo para que la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental emita su resolución sobre la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto de dragado de la ría de O Burgo, en teoría, se termina hoy. Durante esta jornada se cumplen los tres meses que, por ley, tiene de máximo este organismo para elaborar su informe, que es el paso previo a que se autorice el proyecto definitivo y se puedan empezar a sacar a concurso las obras.

Esta fecha límite, sin embargo, ha dejado de serlo, ya que, según alega el Ministerio de Medio Ambiente, hay días inhábiles en este periodo de tiempo, a pesar de ello, desde el departamento, aseguran que no se ha dejado de trabajar en el proceso, por lo que, según fuentes del Ministerio de Medio Ambiente, la Declaración de Impacto Ambiental se emitirá "en breve".

No es la primera vez que el proyecto de regeneración de la ría de O Burgo se atasca y es que, si todos los plazos se hubiesen seguido sin retrasos, el proyecto definitivo tendría que haberse publicado el 21 de julio del año pasado. A pesar de que la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar había remitido en plazo a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental y Medio Natural todas las enmiendas presentadas al plan por los afectados, tanto particulares como colectivos, y también sus conclusiones, tras haber estudiado todas las sugerencias de modificación al proyecto, incluso las que se habían presentado fuera de plazo, el informe no siguió avanzado según el calendario establecido. Se paró en la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental y Medio Ambiente, que el pasado mes de marzo anunció que había pedido nueva información a Augas de Galicia y a la Subdirección General de Residuos para "completar" el trámite de la evaluación ambiental, un proceso que detuvo el calendario entre marzo y junio.

La historia se repite y el Ministerio de Medio Ambiente ya asume que habrá retrasos en la tramitación de la Declaración de Impacto Ambiental del plan de dragado de la ría de O Burgo. "Hay que ser consciente de la dificultad técnica del expediente y de que lo importante es velar por el medio ambiente y la salud de las personas por lo que en ocasiones los plazos se alargan", explican desde el ministerio. No siguió, sin embargo, el mismo criterio en el periodo designado para que las administraciones formulasen sus alegaciones al plan, que pidieron quince días más para poder estudiar un documento tan complejo y formular sus requerimientos, ya que el plazo comenzaba a mediados de diciembre y acababa el 19 de enero y, por lo tanto, coincidía con las vacaciones de Navidad.

El saneamiento de la ría de O Burgo es una reivindicación histórica de la ciudad y de la comarca, una promesa fija, en cada programa electoral, precisamente, fue nueve días antes de que se celebrasen los comicios generales, el 11 de diciembre de 2015, cuando se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el proyecto de regeneración el estuario, con un presupuesto estimado de 46,3 millones de euros y casi dos años de ejecución.

La ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, se vio obligada a hablar sobre la ría de O Burgo en el Congreso, forzada por una interpelación de En Marea, para entonces, explicó que no había grandes inversiones previstas en el estuario porque el proyecto carecía de la Declaración de Impacto Ambiental, que sería la que marcaría las actuaciones y los plazos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine