El Concello reclama 603.000 euros al gestor del ascensor de San Pedro por inflar facturas

El Ejecutivo rechaza las alegaciones de la empresa contra la exigencia de que devuelva parte del dinero que cobró del Concello en compensación por el déficit de 2010 a 2012

02.11.2017 | 09:57
Ascensor de San Pedro.

La investigación abierta por el Ayuntamiento en 2014, bajo el mandato del Partido Popular, por presuntas irregularidades en las cuentas de explotación del ascensor y el mirador del monte de San Pedro se cerrará mañana en su fase administrativa. La Junta de Gobierno Local rechazará las alegaciones de la concesionaria, la empresa Miramar de San Pedro, y acordará reclamarle que devuelva 603.090 euros que le abonó en compensación por las pérdidas de 2010, 2011 y 2012. El Ayuntamiento concluye que la investigación abierta ha "acreditado" el "enriquecimiento injusto" de la sociedad al presentar "datos incorrectos y costes claramente sobredimensionados e incrementados por la subcontratación a empresas del mismo grupo".

Miramar de San Pedro expuso en sus alegaciones que el reintegro exige "la declaración de nulidad o anulabilidad" de los acuerdos por los que el Ayuntamiento le reconoció la compensación, uno adoptado por el Gobierno local de PSOE y BNG, y dos, por el del Partido Popular. El Concello desestima estos argumentos en aplicación de la doctrina del Tribunal Supremo, que considera "válida" la solicitud de reintegro "sobre la base del principio de enriquecimiento injusto, como en este caso", sin necesidad de revisión previa de acuerdos.

El Ayuntamiento pretendía recuperar el dinero por la vía de la revisión de oficio de los acuerdos, pero el Consello Consultivo de Galicia, en su preceptivo informe vinculante, rechazó esa vía. Sí avaló la exigencia municipal de reintegro de 603.090 euros. El Consultivo concluyó que Miramar había incurrido en un "exceso de facturación" que le había reportado un "enriquecimiento injusto" al mismo tiempo que el Ayuntamiento sufría un "empobrecimiento" en la misma cuantía. Esos 603.090 euros son más de la mitad de los 1,16 millones que el Ayuntamiento abonó entre 2010 y 2012 a la empresa por el déficit del ascensor y el mirador.

El contrato de la concesión, firmado en 2005, con Francisco Vázquez como alcalde, obliga al Ayuntamiento a asumir el déficit de explotación del ascensor y el mirador. Por las pérdidas de los siete primeros años, de 2007 a 2013, el Concello abonó 2,38 millones de euros. El Gobierno local del PP, por orden de la entonces edil de Hacienda y actual portavoz municipal, Rosa Gallego, rechazó desde 2013 seguir abonando las cuentas de explotación tal como las presentaba la empresa e inició la investigación contable. Tras este requerimiento, Miramar redujo su reclamación por las pérdidas de 2013 de los 409.810 euros que había solicitado en un principio a 201.809, una segunda factura que sí le abonó el Ayuntamiento. Ante la negativa municipal a pagar las pérdidas declaradas de 2014 a 2016, la empresa ha acudido a los tribunales para reclamar al Concello 700.000 euros.

El actual Ejecutivo, al mismo tiempo que culminaba el procedimiento de reintegro, ha anunciado que retomará el procedimiento para retirar la concesión del ascensor y el mirador a esta empresa. El primer intento caducó a principios de octubre por superarse al plazo máximo. Miramar se ha declarado "encantada" de perder el contrato.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine