Baloncesto 'Play off' ascenso a la ACB

Primer 'match-ball' en el Palacio

Hoy puede ser el día del Básquet Coruña. El Palacio de los Deportes de Riazor será el escenario del primer match-ball de las semifinales del play off de ascenso a la ACB. Enfrente, un Melilla...

15.05.2016 | 12:11
Olmos pelea por un balón en el partido del pasado viernes en Riazor.

Hoy puede ser el día del Básquet Coruña. El Palacio de los Deportes de Riazor será el escenario (12.30 horas) del primer match-ball de las semifinales del play off de ascenso a la ACB. Enfrente, un Melilla tocado pero no hundido, con ganas de revancha.

Si la actuación del Leyma en Melilla había sido para recordar, el partido del viernes fue una auténtica declaración de intenciones. El conjunto de Tito Díaz hizo un trabajo casi perfecto para dejar sin armas a su rival. Sin Jesús Castro pero con Ben Stelzer, el Básquet Coruña fue capaz de crecerse hasta tal punto que ni el Melilla era capaz de hacerle daño.

Esta vez no apareció en exceso Zach Monaghan, MVP de las dos primeras jornadas, pero sí lo hicieron Beqa Burjanadze y Gediminas Zyle. Aunque las valoraciones no fueron excesivamente altas. Y es que la victoria del viernes, que puso el 2-1 en la eliminatoria, se cimentó en el trabajo en equipo. Ese que caracteriza tanto a los naranjas. Tito Díaz ya había avisado de que el rebote sería clave. Por lo que sus pupilos se pusieron manos a la obra y lo controlaron por encima de los melillenses.

Hoy se puede esperar un partido parecido, en el que la defensa jugará un papel muy claro. Los coruñeses deberán anular toda intentona de los jugadores del Melilla, que si no consiguen crear se decantan por los lanzamientos exteriores. Zengotitabengoa y Franch, unos expertos. Este último fue la pesadilla de los herculinos en el tercer partido de semifinales. El único que creía que la remontada era posible. Sorprendió con canastas imposibles y siguió anotando aún cuando el partido ya tenía un solo nombre, el del Básquet Coruña. Franch volverá a ser un peligro hoy. Como también lo son Pablo Almazán y Eduardo Hernández-Sonseca, que no tuvieron su día en A Coruña. Ambos, exnaranjas, no desaprovecharán la opción de revancha. No le temblará el pulso a ningún jugador. La experiencia de muchos de ellos les permite afrontar el partido con cierta tranquilidad. Deberán salir a por todas. Es todo o nada.

Tito Díaz avisó en cuanto acabó el choque: "Tenemos que seguir así". El Leyma desea continuar con un sueño que está disfrutando al máximo. Al igual que sus aficionados. El Palacio de los Deportes de Riazor fue una maravilla. Casi 4.000 personas llenaron las gradas del pabellón coruñés, poniendo el toque naranja con sus camisetas y bufandas. El técnico lucense no se cansa de repetir que ese vínculo equipo-afición es otro de los premios de esta temporada, en la que han conseguido enganchar a muchísima gente. "Es una victoria tan importante como la de la pista", confesó el entrenador naranja, "encantado" de lo que se está viviendo estos días en A Coruña. Hoy, más y mejor. El Palacio registrará una entrada parecida para impulsar al equipo en el primer match-ball de las semifinales. "Va a ser complicado porque jugamos contra el mejor equipo de la liga", dijo Tito sin ninguna duda. Tanto Melilla como Básquet Coruña destacaron a lo largo del curso por ser los equipos con más anotación. Imparables en el ataque. Sin embargo, hay algo en lo que el conjunto coruñés está por delante de su rival. La ilusión. Cuerpo técnico, jugadores y aficionados creen que es posible seguir haciendo historia. La ciudad lo merece. Y si no es hoy, el martes habrá otra oportunidad. Aunque es mejor dejar los deberes hechos cuanto antes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

Canal Esquí

Esquí alpino

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, consejos, , snowboard, viajes...

 
Enlaces recomendados: Premios Cine