Fútbol Deportivo

Luisinho también frena

A las recientes lesiones de Oriol Riera, Cani y Luis Alberto se une la del portugués, con molestias en el poplíteo - Ocho futbolistas no jugaron ayer por problemas físicos

03.09.2015 | 15:00
Luisinho también frena
Luisinho explica sus molestias al doctor Carlos Lariño.

Continúa la mala suerte con las lesiones en el Deportivo después de una pretemporada especialmente tranquila en la enfermería. Cuatro jugadores cayeron en los últimos ocho días: primero Oriol Riera, el miércoles de la semana pasada; luego Cani, el viernes; después Luis Alberto, el domingo; y por último Luisinho, ayer. El portugués tuvo que abandonar el entrenamiento previo al amistoso contra el Lugo por culpa de unas molestias en la parte posterior de la rodilla izquierda, concretamente en el músculo poplíteo. El lateral se unió a las bajas para el encuentro benéfico, aunque en principio se trata de un percance leve que no le debería impedir estar listo para el siguiente duelo liguero, el lunes 14 en Vallecas (20.30 horas). Además de Luisinho, Oriol Riera, Cani y Luis Alberto, también por problemas físicos se perdieron el choque de ayer otros cuatro jugadores: Manuel Pablo, Fabricio, Fede Cartabia y Lopo. Ocho ausencias en total, a las que se unen otras tres, las de los futbolistas que están concentrados con sus selecciones nacionales: el costarricense Celso Borges, el uruguayo Jonathan Rodríguez y el bosnio Haris Medunjanin.

Esa plaga de bajas no preocupa demasiado. La mayoría son lesiones de escasa consideración, con lo que la enfermería poco a poco se irá vaciando en los próximos días. Además, el Deportivo cuenta con una plantilla amplia al haber cubierto las 25 fichas del primer equipo con el último fichaje de Jonás Gutiérrez. Contando también a Miguel Cardoso, inscrito con licencia del filial, en total son 26 los jugadores de los que dispone Víctor Sánchez del Amo. Tiene muchos para elegir, así que los problemas de lesiones o posibles sanciones en teoría no deberían debilitar el potencial. "Hemos tenido un poquito de mala suerte justo al principio de Liga", reconoció ayer Juanfran Moreno. "En pretemporada hicimos un trabajo muy fuerte y no sufrimos ninguna lesión. Ahora hay compañeros que están un poco fastidiados con lesiones, pero este parón nos viene bien. Como la plantilla es larga, al final el que entre va a rendir igualmente", argumentó el lateral.

Plantilla amplia

Disponer de un plantel tan completo da seguridad al técnico ante posibles contingencias. Sabe que tiene varias alternativas en todos los puestos y eso, en teoría, siempre supone una ventaja. La parte negativa, en cambio, es que en el día a día no podrá dirigir a tantos fabrilistas como inicialmente tenía previsto. Víctor había anunciado su intención de contar con una plantilla corta, de 22 jugadores como mucho, para ir echando mano de los jóvenes talentos que más destacaran. Incluso se refirió a la posibilidad de crear un "grupo de élite" dentro del Fabril que alternara los entrenamientos del primer equipo con los del filial. Esa era su idea, pero le resultará difícil ponerla en práctica al tener un grupo tan numeroso. De momento, contó con ocho promesas para el amistoso de ayer: David Gómez, Róber, Pinchi, Álex Corredera, Cardoso, Marcos Legaz, Ben Fisk y Hugo Rama. De ellos, además de Cardoso el único que tiene garantizado trabajar a diario con los profesionales es el meta David, habitual a las órdenes del preparador de porteros, Manu Sotelo, junto a Lux, Fabricio y el recién retornado Manu Fernández.

De los ocho lesionados, Cani y Luis Alberto ni siquiera salieron ayer al campo. Todavía están en la fase inicial de sus respectivas recuperaciones. Al aragonés, en la enfermería desde el pasado viernes, le diagnosticaron una lesión muscular de grado 1 en el recto anterior de la pierna izquierda, mientras que el andaluz tuvo que pedir el cambio el domingo en Mestalla a consecuencia de un esguince del ligamento lateral externo de su tobillo izquierdo. En cambio, Oriol Riera, Manuel Pablo, Fede Cartabia y Lopo sí realizaron ayer tareas sobre el césped, aunque al margen del grupo. El delantero catalán, que se recupera de una lesión muscular de grado 1 en el bíceps femoral izquierdo, espera estar listo para la visita al campo del Rayo.

Casi segura es la presencia en Vallecas de Cartabia y Lopo, porque los dos están rebajando la intensidad de los entrenamientos por problemas menores, el argentino por unas molestias en el abductor y el catalán por el golpe en el gemelo que recibió en el debut liguero frente a la Real Sociedad. Algo más tendrá que esperar Manuel Pablo para estar disponible. Ha mejorado mucho de la lesión en los isquiotibiales que sufrió en pretemporada y ya realiza sprints, pero todavía no ha iniciado su reincorporación paulatina al grupo. Completa la enfermería el también grancanario Fabricio, aún sin el alta de su lesión de grado 2 en el ligamento lateral interno de la rodilla derecha.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Información patrocinada
Enlaces recomendados: Premios Cine