Tino Fernández presume de gestión

La directiva obtiene el respaldo del 93% del capital social representado en la asamblea de accionistas - El club cierra el ejercicio con 6,3 millones de beneficio y presenta un presupuesto de 30 este curso

04.12.2015 | 11:28
Tino Fernández presume de gestión

La de ayer fue su segunda asamblea de accionistas como presidente del Deportivo, casi dos años después desde que el consejo de administración que encabeza se hiciera con las riendas del club. Y Tino Fernández aprovechó para disculparse por sus decisiones en un año especialmente agitado en el plano social, pero sobre todo para presumir de gestión. Los números, expuso ayer en Palexco ante algo más de un centenar de accionistas, avalan el trabajo durante la última temporada y podrían respaldarlo todavía más si no fuera por la "herencia" que arrastra de la etapa anterior. Así lo entendió también el 22,3% del accionariado representado ayer por medio de títulos propios y representados en la asamblea, que dieron su respaldo al consejo en la aprobación de las cuentas y el presupuesto con más de un 93% de votos favorables.

El presidente destacó los resultados del ejercicio 2014-15 y los 6,3 millones de euros de beneficio que dejarán en las arcas del club. Lo hizo también de los ocho que están previstos para esta temporada, pero lamentó especialmente la deuda que arrastra la entidad y que condiciona sus actuaciones en el presente. Algunas de las limitaciones, avanzó, se irán dejando atrás durante los próximos meses, pero la prioridad de su consejo es que el club siga generando beneficios para poder mantener la estabilidad.

"El patrimonio sigue siendo negativo, y lo seguirá siendo en los próximos años", advirtió Tino Fernández durante su intervención inicial en la junta. Por este motivo, argumentó, el club deberá asegurar los ingresos para conservar la categoría e ir haciendo frente a las obligaciones derivadas del proceso concursal. "La deuda que arrastramos nos lleva a hacer muchos números y muchos equilibrios para mantener la estabilidad", dijo. "Eso tiene que ser el objetivo ejercicio tras ejercicio, situarse en beneficios recurrentes", manifestó ante los accionistas.

El fruto del trabajo del consejo, según el presidente, queda reflejado en las cuentas del ejercicio 2014-15. Los resultados que muestran son los primeros "reales" en la historia del club, tal y como los definió desde la tribuna. Los 6,3 millones de superávit con los que cierra el ejercicio la entidad blanquiazul son el balance verdadero de estos doce meses. De esta manera, Tino Fernández se desmarcó de los métodos de la etapa de Augusto César Lendoiro al frente de la directiva. "Todo ello hace que las cuentas presenten el mejor resultado real de la historia del Deportivo", reflexionó en su alocución.

El presidente volvió a insistir, como ya hiciera durante la asamblea celebrada el año pasado, en que el "falseamiento" de las cuentas del consejo encabezado por el anterior mandatario sigue pasando factura a la entidad. Entre otras cuestiones está la denuncia presentada en los juzgados coruñeses por un socio que ayer estaba presente en la junta y en la que el club se encuentra personado como perjudicado, pero también el gasto que se hizo de "manera anticipada" de las cantidades procedentes de los contratos televisivos. El mandatario cifró el perjuicio económico para la entidad debido a esa manipulación contable pasada en alrededor de "20 millones de euros" en su comparecencia posterior a la asamblea. La postura del club, avanzó, dependerá de cómo avance el procedimiento judicial, todavía en su fase de instrucción.

Todo eso, subrayó Tino Fernández, le ha impedido al equipo competir en igualdad de condiciones con el resto de conjuntos de Primera División. El presidente lo cifró en once millones de euros si se compara la cifra de la que dispone el club para su plantilla y la que le debería corresponder si no se hubieran gastado antes de tiempo. "Todavía partimos con una cifra de desventaja con nuestros rivales", reconoció. "El desequilibrio para competir es superior a 11 millones de euros. Muchos futbolistas y muchos puestos en la clasificación final, pero pese a ello ahí estamos", añadió sobre la permanencia del equipo en la máxima categoría.

Las perspectivas, sin embargo, son mejores. Ahí es donde también se detuvo Tino Fernández como respaldo a la gestión de su consejo en los dos últimos años. El presupuesto de esta temporada asciende a 30,08 millones de euros, ligeramente más bajo que el anterior, pero prevé unos beneficios mayores. El pronóstico del consejo es que el club ingrese al final del año que viene alrededor de ocho millones después de salvar este año lo que el mandatario definió como un "match ball". La modificación en las normas concursales le ha dado un balón de oxígeno al club y por eso el presidente agradeció al anterior alcalde, Carlos Negreira, su ayuda en este sentido. "Esto pasó muy desapercibido en un momento en el que nos jugábamos todo en el campo, pero supuso una bolsa de oxígeno vital. Quiero reiterar el agradecimiento público al alcalde y a todas las personas que trabajaron para salvar un auténtico match ball", dijo.

El objetivo, de acuerdo a la intervención del presidente, es que el club mantenga esa línea en el futuro, de tal manera que también pueda ir incrementando su patrimonio futbolístico. Este curso la cifra destinada al capítulo de la plantilla ascenderá a 17,3 millones de euros, lo que le convierte en el penúltimo equipo de la categoría por tope salarial. El club, sin embargo, no renuncia a la llegada de futbolistas que vayan elevando la nómina de jugadores en propiedad y al mismo tiempo incrementen el nivel de la plantilla.

Pero la gestión económica, tal y como reconoció el propio Tino Fernández durante su intervención inaugural, depende y está condicionada por lo que ocurra sobre el césped. El balón se sitúa siempre por encima de lo que se decide en los despachos y el curso pasado todo quedó a expensas de lo sucedido en la última jornada en Barcelona. "Ninguno de nosotros olvidaremos lo sucedido en el Camp Nou. Creo que ha marcado un auténtico punto de inflexión", subrayó.

La perspectiva, sin embargo, es diferente este curso. El pronóstico del presidente es que el equipo no tendrá que esperar a la última jornada para sellar su permanencia, "el objetivo ineludible", según sus palabras. "Nuestra apuesta se basa en la continuidad de Víctor y la aplicación de su método deportivo. Se produjeron casi una veintena de movimientos de llegada que han servido para componer un conjunto que está funcionando a todos los niveles para devolver la ilusión al deportivismo", resumió Tino Fernández.

Un Dépor femenino

La apuesta deportiva se orientará no solo hacia la primera plantilla, sino también hacia la cantera y a la creación de un equipo femenino. "Se han intensificado los contactos para poner en marcha el Real Club Deportivo femenino", adelantó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Información patrocinada
Enlaces recomendados: Premios Cine