Lo que espera en Ipurua

Pepe Mel anticipa a la plantilla un partido de ida y vuelta en Eibar y propone el juego por las bandas como método para decantar un encuentro en el que las miradas se centrarán una vez más en él

12.10.2017 | 09:47
Pepe Mel da instrucciones a los jugadores durante el entrenamiento de ayer en Abegondo.

El domingo en Ipurua el Deportivo disputará un partido que en realidad serán varios. En juego estarán los tres puntos, el dar continuidad al resultado logrado ante el Getafe antes del paréntesis de las selecciones, el conseguir la primera victoria fuera de casa, el continuar asomando la cabeza lejos de las posiciones más comprometidas de la clasificación y también la continuidad de Pepe Mel en el banquillo. La posición del entrenador fluctúa en relación a los marcadores, ya sean favorables o desfavorables para el equipo, y esta semana vivirá un nuevo capítulo en Eibar.

Si la victoria ante el Getafe le proporcionó una prórroga, un tropiezo el domingo se la retiraría. El madrileño es consciente de ello y se considera igual de cuestionado a pesar de ese triunfo de hace dos semanas. Su situación, argumentó, no cambiará por un partido, aunque sí podría hacerlo en el caso de que el equipo confirme la recuperación que se le reclamaba. "Nosotros lo único en que pensamos es en ayudar al cuerpo técnico y a nosotros mismos, porque nosotros mismos nos hemos metido en esta situación. Hay cuatro o cinco equipos por debajo en la tabla, no somos últimos o penúltimos, así que tranquilidad. Estamos en la jornada 7 y llevamos unos partidos jugando bien", reflexionó ayer Andone.

Para espantar por completo las dudas tendrá que volver a recomponer un equipo mermado por las bajas y el desgaste de los partidos internacionales. Cinco de los seis internacionales que fueron citados por sus respectivas selecciones son titulares habituales en las alineaciones del técnico, lo que le obligará a una nueva reestructuración este fin de semana. Borges y Valverde, los que han tenido que afrontar los compromisos más exigentes y también los desplazamientos más largos, podrían tener descanso en un encuentro que Mel visualiza exigente y de muchas alternativas.

"Ese es el partido del domingo, robo y para adelante", anticipó ayer el técnico a sus jugadores durante uno de los ejercicios planteados en el entrenamiento. El entrenador prevé un partido que se resolverá en las bandas y con pocas posibilidades de alcanzar el éxito a través del carril central. "Tenemos que bascular bien, por el centro no va a haber espacios", avisó el madrileño a los jugadores en la ciudad deportiva de Abegondo.

El planteamiento del técnico podría llevarle a apostar por una alineación con más protagonismo para los hombres rápidos de los que dispone en los costados. Cartabia tiene prácticamente garantizado su puesto en la banda derecha por sus actuaciones recientes, pero en la izquierda se abre un abanico amplio de posibilidades. Bakkali y Bruno aparecen como alternativas para tratar de generar oportunidades dentro del escenario que plantea Mel. Emre Çolak, por contra, aparece como el más damnificado dentro de la estrategia que preparara el técnico blanquiazul en el caso de que prefiera a especialistas en los costados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Información patrocinada
Enlaces recomendados: Premios Cine