12 de mayo de 2018
12.05.2018

Hacienda proyecta una fuerte alza tributaria, que afectará a 1.500 transportistas gallegos

Rebajará a 75.000 euros al año la facturación máxima para tributar por módulos

12.05.2018 | 09:25
Cristóbal Montoro.

Hacienda amenaza con estrechar el cerco sobre los trabajadores autónomos. El departamento liderado por Cristóbal Montoro pretende endurecer los requisitos para acceder a la tributación por módulos a la que se acogen 23.655 autónomos gallegos. El Gobierno pretende rebajar el límite de ingresos para acogerse a esta figura desde los 125.000 hasta los 75.000 euros, privando así de su acceso a todos aquellos que facturen por encima de esta cifra, que se verían obligados a tributar por estimación directa. Este cambio normativo implicará un sobrecoste en la factura fiscal que fuentes del sector del transporte cifran en unos 800 o 1.000 euros más al mes para unos 1.500 transportistas gallegos.

El impacto de esta vuelta de tuerca del Ministerio de Hacienda en Galicia afectará especialmente al sector del transporte de mercancías, en el que uno de cada tres trabajadores son autónomos y, además, registran elevadas cifras de facturación con los que poder sufragar unos ya de por sí abultados gastos en carburantes, pero que ahora van en aumento como consecuencia del alza del petróleo. "Estas modificaciones (...) determinarán el futuro inmediato del transporte autónomo en nuestro país", recalca la Federación Española de Transporte Discrecional de Mercancías (Fetransa), que recibió en su última reunión con Hacienda el rechazo a congelar estos límites por cuarto año para aquellos autónomos que perciban más de la mitad de sus ingresos de un único pagador.

Por poner un caso práctico, un transportista que exceda ligeramente el tope de los 75.000 euros de facturación y con una cifra de negocio de 78.000 euros en 2018, se vería privado del acceso a la tributación por módulos no solo en el año posterior (2019), sino también en 2020 y 2021. La imposibilidad de acceder a la tributación por estimación objetiva (los popularmente conocidos como módulos) amenaza con engordar la factura fiscal de buena parte de los autónomos gallegos, que pasarán a tributar en base a sus ingresos reales y no mediante estimaciones -como el número de empleados o la carga de vehículos- como hacían hasta ahora.

La amenaza de un nuevo engorde de la factura fiscal al colectivo ha estado latente en el último lustro, como consecuencia de la reforma fiscal del año 2015, aunque hasta ahora no se había materializado. Establecía una reducción del límite para acceder a esta tributación desde los 600.000 euros y preveía reducirlo progresivamente hasta los 150.000 euros por término general y hasta los 75.000 para aquellos con más de la mitad de su facturación de una empresa, como es el caso de los transportistas.

Sin embargo, esta agresiva rebaja de los topes se había moderado de forma provisional mediante un régimen transitorio implantado en 2016, que mantenía estos máximos en los 250.000 y los 125.000 euros y cuya prórroga fue aprobada sobre la bocina en 2017 -en el último Consejo de Ministros del año-. Pero ahora Hacienda marca otro rumbo y, previsiblemente, obligará a cientos de autónomos gallegos a tributar por estimación directa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

David Galán, responderá a los lectores de LA OPINIÓN A CORUÑA sobre todo lo relativo a los mercados financieros y la Bolsa. David Galán es director de Renta Variable en Bolsa General y director del programa de Análisis Bursátil de la Escuela de Finanzas, colaborador de XTB, mayor bróker ´online´ de Europa.

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia
 


Enlaces recomendados: Premios Cine