El 44% de los votos que pierde En Marea se concentra en las ciudades y el PP gana 15.500

El PSdeG subió en todas las urbes y sumó 6.400 sufragios respecto al 20-D - Los populares son la fuerza más votada en 300 concellos; el PSdeG, en 12; y En Marea, en dos

28.06.2016 | 01:33

En seis meses el PP se ha recuperado de forma asombrosa en la comunidad gallega. Los datos hablan por sí solos: ha incrementado en 34.204 los votos obtenidos con respecto a diciembre, lo que significa un aumento del 5,6%, el respaldo electoral ha pasado del 37,12% al 41,49% y se ha metido en el zurrón dos escaños más.

Esta recuperación se ha fundamentado sobre todo en las siete ciudades, donde el número de papeletas cosechadas ha subido un 8,2%, sumando 15.500 más a las 187.416 recogidas en diciembre. Este ascenso contrasta, sin embargo, con la caída de En Marea precisamente en las urbes, los feudos que le reportaron el 20-D unos resultados espectaculares hasta encumbrarla como segunda fuerza política de Galicia. Ahora sigue ocupando la misma posición en las ciudades, pero con el PSOE recortándole la distancia, tras dejarse en este camino de seis meses 29.290 votos en las ciudades, que representan el 44% de todos los apoyos que la coalición emergente ha perdido el domingo en las urnas. El camino que siguieron ambas formaciones es el inverso al que experimentaron un semestre atrás.

Este empuje que ha recibido el PP ha permitido al partido de Feijóo y Rajoy convertirse en la fuerza más votada en nada menos que 300 ayuntamientos gallegos, volviendo casi a los niveles de 2011 cuando la marea azul -el color corporativo de los populares- inundó casi toda España y la comunidad gallega. En ese año, el PP fue el más respaldado en 306 concellos. Pero en diciembre de 2015, la cifra cayó hasta los 281, cediendo la hegemonía en 33 ayuntamientos: 14 quedaron bajo el dominio En Marea, 18 bajo la siglas del PSOE y uno fue para NÓS. Ahora, solo ha cedido 14 municipios: cinco en Ourense, cuatro en Pontevedra, tres en A Coruña y dos en Lugo, y en 144 ha obtenido mayoría absoluta.

Este predominio del PP se ha extendido a todas las ciudades, donde vuelve a ser la fuerza más votada tras recuperar el primer puesto en Vigo, que en diciembre estaba en manos de En Marea. Los populares subieron en votos y en apoyo electoral en las siete grandes urbes.

Frente a las 187.416 papeletas obtenidas hace seis meses, el domingo alcanzaron las 202.943. Son 15.527 más que suponen un incremento del 8,2%, una cifra bastante superior al 5,6% de subida como media en el conjunto de la comunidad. En números absolutos, el mayor crecimiento se registró en A Coruña, con 4.412 sufragios más, si bien en respaldo electoral fue Lugo, donde el PP ganó 5,52 puntos porcentuales para situarse en el 40,70%, el más alto de todas las ciudades.

Pero como salto cualitativo, la referencia es Vigo, urbe en la que los populares volvieron a lo más alto de la tabla, tanto por méritos propios como por la debacle de En Marea, que perdió al confianza de casi 9.000 electores en seis meses.

La confluencia formada por Podemos, Anova y Esquerda Unida se ha deshinchado en las ciudades, los feudos donde precisamente comenzó el movimiento en Galicia que le llevó a convertirse en segunda fuerza en Galicia en las anteriores generales tras hacerse, y presentar como modelo de gestión, con los gobiernos municipales de A Coruña, Santiago y Ferrol.

Y fueron los concellos de A Coruña y Santiago -por este orden- donde más cayó el respaldo electoral el pasado domingo. En la capital de la provincia el descenso fue de 34,64 puntos y en la de la Galicia, de 3,78, bastante por encima de la media de la comunidad gallega, que rozó los 2,9 puntos. Junto con Ferrol -que cayó 3,2 puntos-, las tres ciudades donde rigen las Mareas, la pérdida total de votos fue de 12.453, que sumados a los descenso registrados en las otras cuatro urbes, dan un global de 29.290 papeletas menos que en diciembre, que representan el 44% de los 66.555 sufragios que En Marea se ha dejado por el camino.

En diciembre, la confluencia gallega había conseguido 176.617 votos en las ciudades, un respaldo los dejó a solo 11.000 del PP y 54.000 por encima del PSOE. Pero el domingo el listón bajó a los 147.327, lo que supuso una caída del 16,5%. La consecuencia es que ahora es la segunda fuerza en A Coruña, Vigo, Pontevedra, Santiago y Ferrol y baja a la tercera en Lugo y Ourense.

En números absolutos, el mayor descenso de votos se registró en Vigo (-8.862) y A Coruña (-8.313) y en todas las ciudades la pérdida de apoyo electoral superó los tres puntos.

Si en términos generales, el PSdeG ganó en porcentaje de votos pero bajó en número de sufragios, en las ciudades subió en los dos parámetros. Pasó de 122.718 papeletas a 129.128 el pasado domingo, lo que representa un incremento del 5,2% frente al descenso del 1,4% en el conjunto de Galicia. Sumó, por tanto, 6.410 papeletas más.

Estos resultados le valieron para conservar la tercera posición como fuerza política en A Coruña, Vigo, Pontevedra, Santiago t Ferrol y subir al segundo puesto en Ourense y Lugo en detrimento de En Marea. Donde más votos ganó fue en A Coruña (2.549), seguido de Vigo (1.506) y Santiago (1.075). Fue el partido con mayor estabilidad entre las dos elecciones, que aprovechó para mejorar su posición relativa gracias a la pérdida de confianza de los electores en En Marea y a que Ciudadanos y, sobre todo el BNG, han desparecido del mapa.

En una división entre la Galicia atlántica y la interior, el PP apenas presenta diferencias, sumando sufragios en ambas partes en proporciones semejantes (5,9% y 4,9%, respectivamente). Y lo mismo pasa con En Marea, pero a la inversa, ya que ha perdido respaldo electoral de forma similar, en ambos casos del 16%. Obviamente, en números absolutos, las diferencias son más notables, dado que en la Galicia atlántica reside mucha más población. Pero con el PSdeG, la situación cambia. Mientras que en las provincias de A Coruña y Pontevedra ha calcado prácticamente los mismos resultados que en diciembre, en Lugo y Ourense ha caído en 5.219 votos, que son los que en el conjunto de Galicia se han dejado los socialistas por el camino.

Si en diciembre el PSOE era la formación más votada en 18 ayuntamientos, ahora solo lo es en 12: Dumbría, A Capela, As Pontes, Fornelos, A Illa, Negueira de Muñiz, Pedrafita, Carballeda de Avia, Entrimo, Calvos de Randín, Parada do Sil y Petín. Pero quien más ha perdido ha sido En Marea. De los 14 municipios donde fue la candidatura más apoyada, ahora solo puede decir lo mismo en dos, y ambos pertenecen a la provincia de Pontevedra. Son los de Cangas y Grove En el resto, 300, el color dominante es el azul del Partido Popular.




Haz click para ampliar el gráfico

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine