Errejón defiende que Podemos deje de ser una "máquina de guerra electoral"

El 'número dos' del partido admite que no comparte la decisión de Iglesias de cesar a Pascual pero afirma que siguen "trabajando juntos"

30.03.2016 | 00:54
Íñigo Errejón.

Íñigo Errejón defiende un nuevo modelo de partido para Podemos adaptado al ciclo que se abrirá en cuanto se desbloquee la situación política. El encargado de la orientación de la formación morada defiende la necesidad de otras pautas organizativas ayer, víspera de la reunión que hoy mantendrán Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.

El número dos de Podemos rompió ayer, obligado por la reactivación de la vida parlamentaria, dos semanas de un silencio con el que quiso dejar patente su desacuerdo con la decisión de Iglesias de destituir al secretario de Organización del partido, Sergio Pascual. Errejón reconoció que no comparte la medida adoptada por el líder del partido, pese a lo cual ambos siguen "trabajando juntos en lo fundamental" para lograr "un gobierno de cambio y de coalición" que es el objetivo para el que recibieron cinco millones de votos en las pasadas elecciones.

Errejón aseguró que las últimas semanas no han sido sencillas y que el silencio público que mantuvo en los últimos días le ha servido para "elevar las miras" y madurar ante decisiones aún pendientes.

La crisis de Podemos es atribuible, según Errejón, a "tensiones organizativas" y no existen discrepancias ideológicas que permitan hablar en términos de "errejonistas" o "pablistas" en Podemos. "Tenemos una sola posición política respecto al PSOE", afirmó para desmentir a quienes sostienen que los problemas internos responden a desacuerdos sobre la forma de encarar la compleja coyuntura política.

El número dos de Podemos explicó que conoció el cese de Pascual poco antes de que se anunciara, que le expresó entonces su desacuerdo al líder del partido y le trasladó el "respeto y admiración" que siente por el anterior secretario de Organización de Podemos, quien será sustituido por el secretario general en Aragón, Pablo Echenique, al que Errejón considera un hombre de consenso que puede contribuir a "desmadrileñiza" y a "oxigenar" la organización.

El Consejo Ciudadano de Podemos, que el próximo sábado deberá refrendar el nombre de Echenique, analizará la situación política y la negociación para formar Gobierno es también una oportunidad para abordar el cambio organizativo de Podemos.

Así lo defiende el secretario Político, convencido de que ningún modelo organizativo, lo que obliga al partido a adaptarse al nuevo ciclo político que se abrirá tras la investidura y la formación del nuevo gobierno. El nuevo modelo debe apostar, según Errejón, por una mayor federalización y ampliar la construcción de movimiento popular. Es hora de renovar la "máquina de guerra electoral" diseñada para un "ciclo corto", enormemente exitosa pero que ha tenido también sus costes organizativos. Podemos "debe reconvertirse" para otro ciclo político "más pausado y sosegado", en el que la organización preste mayor atención al "raigambre" en los territorios, sostiene Errejón.

Íñigo Errejón, que no se muestra partidario de hablar de "refundación", hizo hincapié en que la Asamblea de Vistalegre en la que se decidieron los principios organizativos de la formación morada es "irrepetible" y en que Podemos "se está fundando día a día" con discusiones "siempre abiertas" que -insistiió- son más sobre "modelos" y no sobre "nombres y apellidos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine