La CUP exige un nuevo proyecto de cuentas y la Generalitat ve el proceso "tocado"

El Constitucional suspende parte de la ley catalana de emergencia social

01.06.2016 | 00:52

El Gobierno catalán de Junts pel Sí (JxS) y la CUP -en teoría, socios en el proceso secesionista- dejaron ayer muy claras sus diferencias. Sobre el papel, acuerdo: registraron en el Parlament la proposición de ley para crear la Agencia Catalana de Protección Social, "embrión" de la futura Seguridad Social de la Generalitat y primera de las tres leyes de "desconexión" con el Estado. Pero los dos socios siguen discrepando abiertamente sobre el proyecto de Presupuestos de 2016.

Los cuperos registraron la enmienda a la totalidad que habían anunciado y reclamaron al Ejecutivo de Carles Puigdemont que presente una nueva propuesta. El Govern advirtió que la decisión del partido anticapitalista puede dejar "tocado" el proceso soberanista. Ellos no lo ven así. El portavoz del secretariado nacional de la CUP, Xevi Generó, respondió a la consejera de la Presidencia, Neus Munté, que lo que deja "tocado" el proceso es que JxS "no despliegue" la proclama secesionista del 9-N.

Si los anticapitalistas no retiran su enmienda a la totalidad -y ayer aseguraron que es un "hecho" que no lo harán-, en el Pleno del Parlament del próximo día 8, el proyecto de cuentas presentado por el vicepresidente y consejero de Economía, Oriol Junqueras, será rechazado por la Cámara y devuelto al Govern, dado que el resto de los partidos también ha presentado enmiendas a la totalidad.Entre tanto, el Constitucional dejó en suspenso varios artículos de la ley catalana contra la pobreza energética y la emergencia habitacional, al admitir un recurso del Gobierno en funciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine