La idea del PSC de una consulta a la canadiense choca con el PSOE

Los socialistas catalanes propugnan el referéndum pactado en caso de fracasar una reforma federal de la Constitución

02.07.2016 | 00:58
Miquel Iceta, líder del PSC.

El PSOE reaccionó ayer con el rechazo al difundirse que la ponencia política que el PSC debatirá en su congreso del próximo noviembre incluirá la defensa de celebrar un referéndum a la canadiense sobre el futuro político de Cataluña en caso de "fracaso" de la reforma federalista de la Constitución que propugna el socialismo para mejorar el encaje catalán en España.

Canadá aprobó en el año 2000 la llamada "ley de claridad", en respuesta a las aspiraciones independentistas de Quebec, que celebró dos referéndums sobre la independencia en 1980 y 1995. La aplicación de esta ley a Cataluña implicaría que, tras un pronunciamiento a favor de una consulta por parte de una mayoría reforzada del Parlament, el Congreso de los Diputados debería hacer suya esta petición y pedir al Gobierno la convocatoria de una consulta, formulada con una pregunta clara. Siguiendo el modelo canadiense, para hacer efectiva la secesión, en caso de victoria de esta postura en el referéndum, sería necesaria una reforma de la Constitución. En la ponencia política del PSC se defiende la reforma de la Carta Magna como una prioridad absoluta, pero también se admite la posibilidad de que esta reforma sea rechazada por la ciudadanía.

El líder del PSC, Miquel Iceta, ya había hecho pública su defensa de un referéndum a la canadiense en el caso de que los catalanes rechazasen una reforma federalista de la Carta Magna -también por la vía del referéndum-, pero la novedad que ahora se presenta es que el PSC recoge la iniciativa por escrito en el documento principal sobre su futura estrategia política. En respuesta a la ponencia del PSC, la secretaria de Ciencia, Participación y Política en Red del PSOE, María González Veracruz, confió ayer en que sea suficiente la reforma de la Constitución para resolver la crisis en Cataluña sin necesidad de buscar vías alternativas. González Veracruz destacó además que se trata de un primer borrador y que la primera opción que se plantea en el texto es la revisión de la Carta Magna, como acordaron todos los socialistas en 2013. "Lo que necesita este país es un referéndum constitucional para que todos los españoles votemos sobre la unión y no sobre la separación", declaró la dirigente del PSOE, cuyas declaraciones no sentaron bien en el PSC. Conscientes de esto, fuentes de la dirección socialista glosaron posteriormente sus declaraciones asegurando que lo que González quiso transmitir con ellas es que el PSOE "respeta el borrador de trabajo" del PSC "sin entrar a valorar su contenido". Como muestra de la respuesta del PSC a las apreciaciones del PSOE, el alcalde de Tarragona y secretario Nacional de la formación catalana, Josep Fèlix Ballesteros, aseguró que si el PSOE "no lo acepta, entonces deberemos hablar mucho, mucho, mucho". Ballesteros insistió en que la propuesta no es nueva y ya fue expresada en su momento por la exministra Carme Chacón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine