Las cruciales elecciones catalanas Incógnitas tras el 21-D

Puigdemont quiere regresar "lo antes posible" y ser investido sin ir a la cárcel

El líder secesionista invita al rey Felipe VI a "rectificar" en su discurso de hoy

24.12.2017 | 03:42
Los ´caganers´ del ´procés´. La actualidad del ´procés´ manda este año en los ´caganers´, las figuritas de los belenes catalanes, consideradas de buen augurio y no un gesto de mal gusto. En la imagen, ´caganers´ de Puigdemont (segunda fila, en el centro); el exmayor de los Mossos Trapero (a su izquierda); el presidente de Òmnium, Jordi Cuixart (a su derecha); y el presidente de la ANC, Jordi Sànchez (primero por la derecha en la primera fila).

El expresidente catalán Carles Puigdemont afirma que quiere regresar a España "lo antes posible" para ser nuevamente investido en el cargo y "restituir" a todo su Govern, y reclama al Gobierno que se lo permita sin correr el riesgo de ser encarcelado. "Si no se me permite jurar como presidente, sería una anormalidad importante para el sistema democrático español", advierte.

"Yo soy el presidente del Gobierno de Cataluña y seguiré siéndolo si el Estado español respeta los resultados de las elecciones", asegura Puigdemont desde Bruselas, adonde huyó a finales de octubre para no ir a la cárcel, en una entrevista con la agencia Reuters, después de los comicios del jueves.

Ciudadanos fue la fuerza más votada y la que más escaños obtuvo (37), pero los independentistas lograron conservar la mayoría absoluta en el Parlament gracias a los 34 escaños cosechados por Junts per Catalunya, la lista de Puigdemont, los 32 de ERC y los 4 de la CUP. ERC ya adelantó tras conocer los resultados que respaldará una investidura de Puigdemont.

En la entrevista, el president destituido al amparo del artículo 155 replica a sus detractores que si continúa en Bruselas es para "defender el mandato de las urnas" y las instituciones catalanes, algo que, arguye, no podría hacer "desde prisión". Y si tal ocurriera, es decir, si fuera encarcelado, "sería una pésima noticia para la democracia española".

Así las cosas, el expresidente catalán expresa su voluntad de regresar a España "lo antes posible" y añade que, si por él fuese, lo haría "ahora mismo". Cree, además, que "sería natural" que pudiese regresar a tiempo de estar presente en la sesión inaugural del Parlament, que, como muy tarde, debe constituirse el próximo 23 de enero.

En la entrevista, lanza también un mensaje para el Rey, al que invita a empezar a "rectificar" en su mensaje de hoy con motivo de la Nochebuena. Puigdemont criticó abiertamente al monarca por su discurso del pasado 3 de octubre, cuando, a su juicio, Felipe VI "se equivocó gravemente porque prefirió ser el monarca del 155 y del Gobierno español, en vez del jefe del Estado", rechazando formar parte de la solución del problema catalán. "Fue casi la propia monarquía quien se autoexcluyó de una solución futura", asegura en el entrevista.

Horas antes, el abogado del expresident, Jaume Alonso Cuevillas, había dicho que su cliente pasará las Navidades en Bruselas, y denunció, de paso, la "dureza" de su situación, porque la comunicación por internet no puede sustituir la presencia física.

Cuevillas no sabe si el presidente cesado decidirá regresar, aunque "si pisa España se le detiene", y le desaconseja irse a otro país porque la euroorden de detención se puede activar "de forma rápida".

La decisión de marcharse a Bruselas fue "política y con el tiempo se ha visto acertada" porque ha supuesto la "internacionalización del conflicto catalán".

El abogado cree que el expresidente catalán "está dispuesto a volver", pero debe valorar "si puede hacer más trabajo dentro o fuera". "Es una decisión política que deberá tomar en los próximos días", dijo.

El letrado fue muy duro también sobre la judicialización del procés. Alonso Cuevillas no cree que se esté investigando una causa, "sino que se construye", además de subrayar que se acusa a los investigados de "rebelión, que es el delito más grave del Código Penal", el cual debe ser un "levantamiento público y violento", y eso, en su opinión, no ha ocurrido en Cataluña.

De hecho denunció que la investigación del Juzgado de instrucción número 13 de Barcelona por el 1-O, "si no es una causa general, se parece mucho".

Aparte, el abogado del expresidente de la Generalitat cree que hay "malicia" en el relato según el cual, "como la independencia era imposible y los imputados lo sabían, la única manera de conseguir sus objetivos era la violencia y, por tanto, había un germen de violencia".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine