08 de abril de 2018
08.04.2018

La ministra de Justicia alemana anticipa que la extradición "no será fácil"

Malestar en el Ejecutivo de Rajoy por lo que consideran una injerencia política

08.04.2018 | 00:48

La extradición de Carles Puigdemont por el cargo de malversación "no será fácil", anticipa la ministra de Justicia alemana, la socialdemócrata Katarina Barley. En contra del criterio del Gobierno de Angela Merkel de que la cuestión catalana se resuelva dentro de los cauces de la legislación española, Barley defendió la decisión de la Audiencia Territorial de Schlewig-Holstein de cerrar la puerta a que el expresidente catalán pueda ser juzgado por el delito de rebelión y dejarlo en libertad bajo fianza de 75.000 euros.

"Es absolutamente correcta. La esperaba", manifestó Barley en declaraciones al diario Süddeutsche Zeitung. Sobre la entrega a España de Puigdemont por el delito de malversación, la ministra anuncia que "no será fácil".

Si el Gobierno de Mariano Rajoy no justifica esta petición de extradición de forma adecuada "se levantará la orden de detención" y "entonces Puigdemont será un hombre libre en un país libre, es decir, en la República Federal alemana", apunta Katarina Barley. La ministra alemana de Justicia señala además que conviene "hablar también de los componentes políticos" del caso.

Estas manifestaciones generaron ayer malestar en el Gobierno español. El ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, considera las declaraciones de Barley "desafortunadas" y entiende que suponen una injerencia en los asuntos judiciales. El titular español de Justicia, Rafael Catalá, sostiene que no todo está perdido y confía en que, en los pasos que faltan en el proceso de extradición, la fiscalía alemana recupere la imputación por rebelión contra el presidente catalán puesto en libertad esta semana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine