El PP se opone a que las grandes infraestructuras tengan "un estudio de coste-beneficio" porque ya está en la ley

05.11.2015 | 00:47

El PP rechazó ayer una iniciativa de AGE que, con el respaldo de toda la oposición, pedía que todos los proyectos de construcción de grandes iniciativas se acompañen de estudios "rigurosos" de "coste-beneficio", ya que esos principios ya están recogidos en la normativa vigente.

Así lo aseguró el diputado popular Alejandro Gómez Alonso, que recriminó a Antón Sánchez (AGE) que pretenda "descubrir la pólvora" cuando ésta "ya está descubierta hace años".

La proposición no de ley de Alternativa pedía que antes de aprobar la ejecución de una gran obra se estudiase su oportunidad, su impacto medioambiental, energético y en las cuentas públicas. Sánchez argumentó, como ejemplo, que en ocasiones los datos de tráfico se "sobredimensionan" para justificar "una decisión ya tomada" de construir una carretera. Como prueba de ello, citó la autovía A-57, con un trazado similar al de la AP-9 pero de carácter gratuito. Esta afirmación motivó el enfado de Gómez Alonso, que le reprochó sus críticas a la vía de pago y, al mismo tiempo, su rechazo a una vía gratuita.

Sánchez recordó que el PP, desde la Xunta, prorrogó su concesión a una empresa privada y se preguntó qué ocurrirá si la AP-9 pierde clientes. "¿Habrá que rescatarla?", inquirió. Por su parte, el socialista Raúl Fernández, que también estuvo de acuerdo con la iniciativa de AGE, al igual que el Grupo Mixto, incidió en que las infraestructuras que "necesita Galicia" se ejecuten. Y criticó que el Ministerio de Fomento solo haya ejecutado "la mitad" de los 722 millones presupuestados para el ferrocarril gallego: 363 millones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine