Parlamento

Anova se sitúa al frente de AGE con Antón Sánchez como viceportavoz

Anova copará los dos principales puestos de la coalición de AGE, que perdió tres miembros desde su irrupción en el Parlamento de Galicia

19.01.2016 | 18:12
Antón Sánchez, diputado de AGE.

La formación liderada por Xosé Manuel Beiras, Anova, será el rostro visible de la coalición de AGE en la Cámara gallega al convertirse Antón Sánchez en viceportavoz parlamentario, quien se estrenará en el próximo pleno en el cara a cara con el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, con una pregunta sobre asuntos sociales después de la marcha de Yolanda Díaz al Congreso.

"¿Va a rectificar el presidente de la Xunta unas políticas que no garanticen la protección de una vida digna de las mayorías sociales?", interpelará Antón Sánchez al mandatario autonómico en su nueva responsabilidad, en la que le sigue la diputada Eva Solla (Esquerda Unida), como viceportavoz segunda, puesto que hasta ahora ocupaba él.

Con el 'ascenso' de Sánchez a la viceportavocía primera, Anova copará los dos principales puestos de la coalición de AGE, que perdió tres miembros desde su irrupción en el Parlamento de Galicia en las elecciones autonómicas de 2012.

Paralelamente, la pérdida de una diputada deja a AGE como cuarta fuerza política en la Cámara gallega, lo que significa pasar a intervenir antes que el BNG, que ahora le supera con siete escaños, una cuestión que el portavoz de los nacionalistas en la Cámara, Francisco Jorquera, ha calificado de "anecdótica" e "irrelevante".

Tres bajas en AGE

La primera crisis de la coalición se produjo con la dimisión de David Fernández Calviño tras aceptar una beca como investigador en Dinamarca. Esta situación llevó a Carmen Iglesias, la siguiente en la lista, al Grupo Mixto después de negarse a renunciar a su acta como pedían los miembros de la coalición para mantener el equilibrio Anova-Esquerda Unida en el seno del grupo parlamentario.

Luego, la decisión de ir a los comicios en alianza con Izquierda Unida, que fue impulsada por el propio Beiras, supuso la brecha con el colectivo Cerna, que acabó abandonando Anova. Esta situación motivó, finalmente, que Consuelo Martínez, diputada por Pontevedra, abandonase el grupo de AGE y se pasase al Mixto, donde ya estaba Carmen Iglesias.

Ahora, con la marcha de Yolanda Díaz tras obtener acta en el Congreso de los Diputados, ha presentado sus credenciales en la Cámara la ferrolana Mónica Fernández, la siguiente en la lista y que, finalmente, tras no registrarse en ningún grupo parlamentario, pasará a formar parte del Mixto, junto a su compañera Chelo Martínez, como ella misma había anunciado.

En las ruedas de prensa posteriores a la reunión de la Xunta de Portavoces, comparecieron las dos diputadas de Cerna que están en el Mixto y denunciaron que no hubo diálogo "oficial" para una reagrupación, extremo que el propio Sánchez desmintió al ser preguntado con posterioridad.

De hecho, según las fuentes consultadas por Europa Press, las dos diputadas trataron de readscribirse, en el caso de Martínez, y de anotarse por primera vez, en el Grupo de AGE, una opción que se descartó por las exigencias de Cerna.

"No hubo ningún tipo de interlocución ni con AGE ni con Anova", llegó a asegurar la nueva parlamentaria Mónica Fernández, si bien después, preguntadas por si no hubo ninguna conversación con Xosé Manuel Beiras, como portavoz del grupo, finalmente admitió que "a nivel oficial" no.

Frente a estas afirmaciones, Antón Sánchez ha asegurado que "hubo interlocución y hubo un ofrecimiento", incluso, a través de un escrito a la Mesa del Parlamento, para que Mónica Fernández, que concurrió con AGE, se integrase en este grupo parlamentario.

No se planteó renunciar

Preguntada por si se planteó renunciar a su acta, Mónica Fernández dijo que no había tenido esa idea. Por su parte, Chelo Martínez explicó que fue Izquierda Unida la que "rompió" el pacto de dejar correr un puesto en la lista para mantener el equilibrio de fuerzas entre las patas de la coalición en el seno del grupo cuando entró Carmen Iglesias.

"Había un acuerdo, consideramos que quedó roto por IU, y por lo tanto, una vez que está roto, roto está", ha enfatizado Martínez, quien ha desvinculado las decisiones que han ocurrido en el grupo de Yolanda Díaz, la coordinadora nacional de Esquerda Unida, aludiendo a que es una cuestión del "colectivo".

"No creo que fuese una cuestión de actitud personal de Yolanda (Díaz), sino colectivamente se tomaron decisiones. Otra cosa es que sea portavoz y se lleva el castigo o la responsabilidad (de esas decisiones)", ha manifestado la parlamentaria de Cerna.

Pérdida de iniciativas

La pérdida de un diputado también sitúa a AGE con menos iniciativas, mientras que, por ejemplo, el Grupo Mixto gana cupo parlamentario y aumenta el número de preguntas al presidente. En este caso, y al contrario de lo que ocurrió la ocasión anterior cuando se fue Chelo Martínez, el BNG permanece con la misma capacidad de presentar iniciativas y sólo van en detrimento de AGE.

En cuanto a la cuestión económica, la asignación por diputado pasa automáticamente de AGE al grupo mixto, pero faltaría por resolver las partidas fijas con las que cuenta, ya que en el anterior acuerdo de la Mesa del Parlamento se otorgó una cuantía proporcional de la asignación fija en función del número de escaños (que ahora aumenta de dos a tres).

Permanece la incógnita de la presidencia

La próxima semana tendrá lugar el primer pleno del periodo de sesiones tras la modificación del Reglamento de la Cámara, que ha ampliado el periodo hábil adelantando a la mitad de enero el reinicio de la actividad parlamentaria.

Por el momento, permanece la incógnita de quién ocupará la Presidencia después de que Pilar Rojo, que ocupó este puesto todos los años hasta ahora con Alberto Núñez Feijóo como presidente de la Xunta, hubiese obtenido acta como diputada en las Cortes Generales en las pasadas elecciones.

Ella misma ha reconocido que el actual vicepresidente, Miguel Santalices, sería su "sucesor natural", dado que, como mucho queda este periodo de sesiones y parte del siguiente, ya que este año habrá elecciones autonómicas al agotarse ya el segundo mandato de Feijóo.

Sin embargo, los populares no han tomado todavía la decisión de quien ocupará este puesto en la Cámara y quien subirá a la Mesa del Parlamento, puesto que, sea como fuere, hay que cubrir una vacante, al respecto de la que ya expresidente se había mostrado favorable a que haya una mujer en el órgano rector.

"Cuando las haya, serán comunicadas de forma inmediata", ha asegurado este martes Puy Fraga sobre las novedades al respecto de la reorganización de la Cámara y de su propio grupo, en donde Paula Prado ha dejado vacante la portavocía que correspondía al área de Vicepresidencia de la Xunta.

Preguntado por cómo gestionó esta Xunta de Portavoces Miguel Santalices como presidente en funciones, Puy Fraga defendió que "lo hizo muy bien" y que "no es la primera vez que sustituye a la presidenta de la Cámara" por diferentes motivos. "Se desarrollaron muy adecuadamente", ha sentenciado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine