El alcalde de Lalín achaca la denuncia por calumnia a un "linchamiento" por parte del PP

21.06.2016 | 00:58

El alcalde de Lalín, Rafael Cuiña, dio por hecho ayer que la denuncia por un delito de calumnia interpuesta por la edil popular Eva Montoto, "se quedó en nada" y la atribuye a "un intento de linchamiento" por parte del PP. Cuiña declaró ayer en calidad de investigado por el caso de la fallida recogida de firmas contra una moción de los populares para la portenciación del santuario de O Corpiño. Su citación se debió a la posible comisión de un delito de calumnia contra Montoto, a quien llamó "pequeña aprendiz de Goebbels".

En su declaración, el regidor dijo que el origen de la estrategia para atacar al partido de la oposición partió de las reuniones sobre la parcelaria de esta parroquia. Cuiña indicó que, a raíz de la moción del PP, hubo vecinos que le transmitieron que los populares debían preocuparse más por la parcelaria que por registrar la citada iniciativa plenaria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine