Solo una empresa opta al servicio aéreo de Salvamento tras subir la Xunta el coste un 27%

La Consellería de Mar declaró desierto el concurso en abril y en julio se vio obligada a elevar el precio ofertado de 26 a 33 millones por un periodo de cuatro años

14.09.2017 | 00:58
Operación de rescate del helicóptero ´Pesca 1´.

Solo una empresa opta al contrato para prestar el servicio de Salvamento Marítimo de Galicia que la Xunta se vio obligada a mejorar en el mes de julio ofertando un 27% más de dinero después de que quedase desierto el primer concurso en abril. Y la única firma con opciones de hacerse con el contrato es la misma a la que el Gobierno gallego vendió sus dos helicópteros de salvamento a finales de 2011 por 12 millones de euros y que lleva desde entonces ocupándose de las emergencias y las labores de rescate en el mar y también en el interior. Se trata de Inaer, compañía ahora integrada en la multinacional Babcock.

A esta última licitación se presentó también Seprogal S.L., la empresa que concurrió al primer concurso convocado en abril y que quedó desierto al considerar la Xunta que esta firma no cumplía los requisitos técnicos. Y, por lo tanto, tal y como informan desde la Consellería do Mar, esta firma volverá ahora a quedar excluida, de manera que la única compañía con opciones para hacerse con el contrato, que previsiblemente se adjudicará a principios de octubre, es Babcock.

Esa empresa no ha ofertado además ninguna rebaja sobre el precio de licitación fijado por la Consellería do Mar. Así, aspira a prestar el servicio de Salvamento por 32,9 millones de euros durante los próximos cuatro años. Es decir, 8,2 millones de euros anuales.

Esto supone un encarecimiento del servicio de Salvamento Marítimo de la comunidad. Hasta 2012 la Xunta tenía en propiedad los dos helicópteros de guardacostas -el Pesca 1, con base en Vigo, y el Pesca 2, que opera desde Celeiro- y solo contrataba el personal para operar con ellos. Por el servicio de salvamento y el mantenimiento de las naves el Gobierno gallego pagaba 7,5 millones de euros anuales, es decir, casi un millón menos de lo que abonará ahora.

Sin embargo, a finales de 2011 la Xunta decidió vender estas dos aeronaves por 12 millones de euros a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por Inaer Helicópteros Off Shore y Hispacopter. El acuerdo alcanzado con esta UTE es que seguiría realizando las labores de rescate "en exclusiva" para la Consellería do Mar en las mismas condiciones y hasta el año 2017. Pasado este periodo, los helicópteros pasarían a ser de su propiedad a cambio de una rebaja en la prestación del servicio de 2,5 millones de euros anuales sobre un coste que se cifró en 8,9 millones de euros.

De esta manera, el servicio de Salvamento Marítimo costó a la Xunta en el último lustro 6,1 millones de euros gracias al descuento obtenido por la adquisición de los dos helicópteros.

Sin embargo, este contrato finaliza en octubre de este año y, por lo tanto, la Xunta se vio obligada a volver a sacar a concurso el servicio de guardacostas. Anticipándose a la fecha de vencimiento de la adjudicación, decidió en abril volver a licitar las labores de salvamento marítimo. Ofertó el contrato por 26 millones de euros para un periodo de cuatro años, es decir 6,5 millones anuales.

A esa primera licitación no se presentó Inaer. La única compañía que optó a prestar el servicio de guardacostas fue una pequeña firma, Seprogal Servicios Aéreos, pero la Consellería do Mar la descartó por no reunir los requisitos exigidos en el concurso de "capacidad, solvencia y habilitación".

Tras el fracaso de esta primera licitación, la Xunta decidió cambiar el procedimiento para asegurarse de que Galicia cuente con servicio de salvamento marítimo a partir de octubre. Así realizó una consulta pública al mercado para que las empresas interesadas aportaran los aspectos técnicos y la estimación de costes que consideraran idóneos para que el nuevo concurso resultase atractivo.

Y en julio convocó una segunda licitación ofertando un precio mayor por el contrato de emergencias marítimas. Se elevó un 27% el importe inicial, de manera que de 26 millones de euros que ofertó la Xunta por este servicio, se pasó a casi 33 millones de euros. Esto supone un incremento anual de casi dos millones de euros (de 6,5 millones a 8,2).

Aunque en las contrataciones de la Xunta muchas empresas presentan ofertas a la baja para competir con otras y asegurarse la adjudicación, éste no fue el caso, puesto que solo hubo una empresa interesada, Inaer, y el precio que ha fijado es el mismo que el establecido por la Consellería do Mar en la licitación.

La oferta de Inaer está ahora sobre la mesa y está siendo analizada por la mesa de contratación. El Gobierno gallego prevé resolver el contrato y adjudicar el servicio de salvamento marítimo a principios de octubre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine