Gonzalo Caballero: "En un estado plurinacional, Galicia debe estar con Cataluña y País Vasco"

El secretario xeral del PSdeG reclama que la comunidad se mantenga "al mismo nivel" que el resto de las "actuales naciones históricas"

01.11.2017 | 15:12

El nuevo líder de los socialistas gallegos, Gonzalo Caballero, entiende que Galicia debe situarse al mismo nivel de País Vasco y Cataluña en caso de que el modelo territorial español vire hacia un estado plurinacional. "Galicia tendrá qe estar en el peloton de salida junto a Cataluña y País Vasco", ha defendido en una entrevista concedida a Europa Press.

Caballero subraya que las actuales nacionalidades históricas deben "mantener su especificidad" y estar "al mismo nivel". El recién proclamado secretario xeral del PSdeG ha matizado que esos eventuales cambios "terminológicos", si sirven para "solucionar el problema catalán", no han de reflejar nada más que "un componente cultural", pues la soberanía debe seguir siendo "compartida" para el conjunto de España.

Además, ha restado trascendencia a la utilización de ese vocablo, con muchas y "diversas" acepciones, a la vista de que Gregorio Peces-Barba, uno de los siete padres de la Constitución, ya indicó que "el término de nacionalidad histórica podía asimilarse al de nación".

Así pues, ante el proceso de revisión de la Carta Magna pactado por PP y PSOE para tratar de solventar las tensiones territoriales existentes fundamentalmente en Cataluña, el dirigente socialista ha asegurado que aceptaría esa denominación también para Galicia si hubiese un "consenso general".

En paralelo, tras dejar claro que cualquier cambio en el modelo de Estado debe preservar "la solidaridad" y "respetar el equilibrio económico y financiero" de todas las autonomías, Caballero ha reivindicado "el compromiso gallego y galleguista" del PSdeG y se ha mostrado partidario de "avanzar" en la reforma estatutaria para dotar a Galicia de "un mayor autogobierno".

Dicho esto, ha juzgado que el debate territorial "no es prioritario" en Galicia. Sí lo son, en cambio, los "problemas económicos y sociales" en los que se centrará el PSdeG: "En nuestros planteamientos ideológicos está la lucha contra la desigualdad y el apoyo a los más débiles".

"La alternativa"

Al hilo de ello, ha señalado que la posición de su partido en este tipo de cuestiones permite al PSdeG diferenciarse de "las posiciones nacionalistas o independentistas" en las que "se mueve" el resto de la oposición en Galicia.

"El compromiso de izquierdas más nítido es internacionalista, y está a favor de avanzar hacia sociedades más justas con independencia de las fronteras", ha esgrimido, para enfatizar que los socialistas son "la izquierda" y "la alternativa al PP".

Por eso, aunque apuesta por mantener el "diálogo" con En Marea y BNG, el economista vigués nacido en Ponteareas aboga por "explicar a los ciudadanos qué representa" cada formación.

Su estrategia de oposición, como ha avanzado, pasará por "recuperar el músculo político perdido en los últimos tiempos", en los que el PSdeG, conducido por una gestora, ha visto "desdibujarse" su posición. "Tenemos que trabajar para recuperar una mayoría social de apoyo", ha incidido.

En este sentido, se propone actuar "de forma coordinada" con organizaciones y movimientos sociales que persiguen "un cambio político" pero que "ven cómo ninguna otra organización lidera esa posibilidad de confluencia".

"Reconstruirnos"

Sólo de esa manera, a juicio de Gonzalo Caballero, podrá el PSdeG volver a ser "alternativa" al PP, máxime cuando las fuerzas de izquierda no están siendo "capaces de desgastar al PP lo suficiente" en los debates parlamentarios.

"Nuestro grupo lo está haciendo bien", ha ratificado, hasta el punto de que ya confirmó a Xoaquín Fernández Leiceaga en su papel de portavoz, pero ha interpretado que la mayoría absoluta del PP y una oposición fragmentada impiden "visualizar" la alternativa.

Es por ello que ha concluido que es al partido al que le corresponde esa labor. "Yo dedicaré mi esfuerzo a reconstruirnos en lo ideológico y lo programático, y a la configuración de nuevos equipos para abordar los próximos retos con fortaleza", ha prometido.

"Sin egos ni personalismos"

En este punto ha rechazado Caballero anticipar si concurrirá a las elecciones gallegas como cabeza de lista del PSdeG, consciente de que su labor ahora pasa por "fortalecer" el partido y "trabajar para que esté en condiciones de liderar el cambio político".

"Sin egos ni cuestiones personalistas", ha proseguido, antes de apuntar que, una vez se convoquen los comicios, él estará "disponible" para figurar en el cartel socialista en caso de que constituya "la mejor opción posible".

También ha optado por "ser cauto" ante la pregunta de si podría recalar en una lista al Congreso o el Senado, dados los cambios que está experimentando el mapa político, pero sí ha sellado que "de momento" no asumirá "ningún tipo de responsabilidad institucional".

"Relación con Ferraz"

Otro de los asuntos que ha abordado en la entrevista es la relación que pretende tener con la dirección federal del PSOE. "En sintonía", pero con "autonomía" para marcar desde Galicia la posición sobre los asuntos que le afectan, ha resumido, y ha agregado: "Hay un cierto margen de acción propia para el PSdeG en el cual nos vamos a mover".

Asimismo, ha concretado que la recuperación de la estructura comarcal que se aprobó en el congreso, una demanda que estaba "muy presente" en su formación, se llevará a cabo en "los próximos meses".

También en ese horizonte temporal prevé la puesta en marcha de una fundación que, a modo de 'think tank', nutra de ideas al PSdeG y lo "conecte con los sectores más dinámicos" de la sociedad a nivel "cultural, económico, social y técnico".

De igual modo, Caballero ha dado cuenta de que los expresidentes socialistas de la Xunta, Fernando González Laxe y Emilio Pérez Touriño, contribuirán en esta etapa del partido en el "planteamiento de ideas".

"Aprender" de Touriño

A ambos los ha elevado a la categoría de "referentes" y les ha agradecido su disposición a colaborar, pero se ha centrado en elogiar el "papel fundamental" que ha tenido Touriño.

Tras recordar la salida "abrupta" y "poco acertada" que se le dio en 2009, cuando la primera mayoría absoluta de Feijóo impidió reeditar el bipartito, ha reparado en las analogías que presenta la situación actual con la etapa en la que el exmandatario se hizo con las riendas del PSdeG.

"Por la situación política general, por la situación interna del partido... Hay elementos en común que nos pueden inspirar a marcar una línea de acción propia pero que aprenda de aquella experiencia", ha reflexionado.

"Diálogo" con Abel Caballero

También ha hablado el nuevo líder del PSdeG sobre la relación con el alcalde de Vigo, Abel Caballero, su tío y al que ha estado enfrentado políticamente durante años.

Después de incluir a su mano derecha, Carmela Silva, entre los enviados de Galicia al Comité Federal del PSOE --el máximo órgano del partido--, Gonzalo Caballero ha explicado que su objetivo es "establecer puentes de diálogo y de comodidad" con el regidor dentro del "compromiso de cambio y renovación" que él preconiza.

"Para que su trabajo municipal, que es importante y debe mantenerlo, sea compatible con la nueva fase del PSdeG que han marcado los militantes", ha recalcado, y ha minimizado el hecho de que Abel Caballero haya decidido no implicarse en las cuestiones del partido. "Tiene una inmensa tarea en la ciudad y su compromiso es fundamentalmente municipalista", ha alegado.

Finalmente, a colación del mensaje de "renovación" del PSdeG del que ha hecho bandera, ha atribuido a su intento de introducir "un cupo" el hecho de que no se integrase al sector que apoyó a su oponente en primarias, Juan Díaz Villoslada. "Reclamaban un porcentaje que no se correspondía", ha zanjado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine