SADA

Siete grupos ecologistas exigen suspender el plan de extraer arena para la playa de Sada

Alertan de que no se hicieron análisis de los sedimentos y de que el estudio de impacto obvia la pradera de zostera del arenal, que alimenta a aves y oxigena las aguas

27.08.2015 | 00:29
Ubicación de la zona donde se extraerá arena del fondo del mar para regenerar la playa de Sada.

La Sociedade Galega de Historia Natural, Adega-Coruña, Grupo naturalista Hábitat, Plataforma na Defensa da Ría de Sada e Betanzos, Asociación Ecologista Arco Iris, Asociación Cultural O Rabo do Galo y la Sociedade Galega de Ornitoloxía, han firmado y presentado ante la Demarcación de Costas de Galicia un escrito en el que reclaman la "suspensión" del proyecto de regeneración ambiental de la playa de Sada con arena extraída cerca del puerto de Lorbé que Costas tiene en contratación por considerar que existen "graves deficiencias" en el estudio de impacto ambiental realizado y porque supondrá un "elevadísimo coste medioambiental y económico" y no será una "solución real". El plan prevé extraer 261.000 metros cúbicos de arena del fondo del mar y rellenar con ella la playa sadense y en el futuro darle forma de concha.

Los siete grupos ecologistas demandan también la anulación del proyecto completo, no solo de esta fase, que incluye actuaciones en Miño, Bergondo y Gandarío, y piden que se realice "un nuevo proyecto" y un "nuevo estudio de impacto ambiental" que cuente con el consenso de las cofradías de pescadores, las asociaciones ecologistas y otras entidades y afectados. Alertan de que esta actuación de regeneración está basada en un estudio de impacto ambiental redactado hace diez años y que contiene graves omisiones, entre ellas "no contemplar el zosteral de la playa de Sada".

En marea baja toda la orilla de la playa urbana de Sada está llena de la especie zostera noltii, una planta acuática. Luego, bajo el agua hay otra amplia pradera de otra especie similar, la zostera marina, que va desde el primer espigón del puerto hasta la playa de Gandarío.

"Estas fanerógamas acuáticas tienen gran importancia para la alimentación de aves acuáticas, refugio y cría de especies marinas", e incluso de la jibia. Estas plantas también ayudan a oxigenar las aguas. Por estos valores, son plantas amenazadas y protegidas y el proyecto de Costas las eliminaría. La desembocadura del río Maior además es zona de alimentación y descanso de aves acuáticas, con presencia de treinta especies al año, lo que no se tiene en cuenta.

Destacan que el estudio de impacto ambiental, del año 2006, incluyó la realización de diez muestras de sedimentos en la zona donde se preveía inicialmente extraer arena, en O Pedrido, pero luego el proyecto se cambió y ahora se sacará de una zona frente a las bateas de Lorbé donde no se han hecho análisis sino simples "inspecciones visuales para determinar la presencia de especies marinas".

Denuncian así que se ha decidido la zona de extracción "sin tener datos fiables de las características físico-químicas del sustrato" y recuerdan que en las analíticas realizadas en la arena de O Pedrido se detectó "una elevada liberación de nitrato, amonio y fósforo", que también podría haber en esta zona frente a la costa de Oleiros.

"También se podrían liberar los metales pesados del sedimento, no siendo las medidas correctoras propuestas suficientes (malla geotextil en el dragado y seguimiento de la calidad de las aguas", apuntan.

Los colectivos añaden que esta zona donde se prevé ahora sacar la arena "es zona principal e indispensable de actividad pesquera para las embarcaciones de las cofradías de pescadores de la ría de Ares y Betanzos (Oleiros y A Coruña ya protestaron)" por ser "la zona principal de cría y reclutamiento de varias especies".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Javier de Toro, jefe del servicio de reumatología del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña, responderá a preguntas de los lectores este jueves a las 11.30

 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine