ÚLTIMA HORA
Al menos dos muertos tras chocar un tren y un autobús escolar en Francia
OLEIROS

Un tramo de Alexandre Bóveda será de sentido único en el horario del colegio de Nós

La norma solo se aplica días lectivos de 08.30 a 09.30 y de 13.30 a 14.30 horas - El cambio obligará a residentes de la zona a realizar rodeos de hasta dos kilómetros

19.09.2015 | 02:02
Autobús escolar, ayer al mediodía, al girar de Salvador Allende hacia Alexandre Bóveda para entrar en el colegio.

El Ayuntamiento de Oleiros, con el fin de agilizar el tráfico en el entorno del nuevo colegio de Nós, ha decidido que un tramo de la calle Alexandre Bóveda, desde el cruce con Manuel Murguía hasta el acceso al centro educativo, sea de sentido único, ascendente, en horario escolar.

Esta norma será válida para las horas de llegada y salida del autobús escolar: de 08.30 a 09.30 y de 13.30 a 14.30 horas. Además, solo será durante los días lectivos que hay colegio, por lo que durante los fines de semana o festivos los residentes en la zona podrán bajar también como hasta ahora para coger la avenida Salvador Allende.

El tramo donde se restringe el tráfico a sentido único es una vía muy estrecha por lo que crearía dificultades al autobús escolar. Mientras se aumenta la seguridad para el transporte escolar, los vecinos del entorno sufrirán molestias.

El núcleo de casas más cercano al colegio, bastante numeroso (zona de Sarro) ahora solo tiene que desplazarse unos 200 metros para llegar al cruce de Salvador Allende mientras que a partir de ahora, en este horario, no podrán bajar sino que tendrán que continuar por Alexandre Bóveda y luego bajar por As Grobias o la siguiente calle, Federico Manciñeira. Si bajan por la más cercana, As Grobias, el rodeo hasta llegar al cruce de Salvador Allende es de dos kilómetros.

El vial que atraviesa la Finca Tenreiro por delante del colegio también tiene sentido único, con entrada por Bóveda y salida por Allende

Sin lavabo en el comedor, sin porterías, sin portarrollos ni secadores de manos en los baños. Éstas son algunas de las carencias que presentaba el colegio nuevo de Nós una vez que se inició el curso escolar y entraron los alumnos en las aulas, lo que fue denunciado por los padres y el alcalde. El regidor, Ángel García Seoane, declaró que el Concello tuvo que comprar un fregadero, que costó 900 euros, porque sin él no se podía usar el comedor escolar (aún no entró en funcionamiento). Seoane criticó que la Xunta entregase el colegio "con diversas anomalías, graves en algunos casos".

El Gobierno gallego publicó ayer en el Diario Oficial la adjudicación de varios contratos de suministro de material para las cocinas de varios centros educativos de la comunidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine