A CORUÑA

Quejas en el área por la falta de personal y de mantenimiento en los ambulatorios

La situación que atraviesan los centros de salud de la comarca, con cupos cada vez más elevados en las zonas urbanas; problemas en la cobertura de bajas, bailes de facultativos y escasez de mantenimiento ha disparado las quejas de personal, usuarios y concellos. Ambulatorios como el de Culleredo; Arteixo o Cambre...

02.11.2015 | 01:55
Grietas y ventanas aisladas con cinta en Oza y escrito en la puerta de un médico de Acea de Ama por el elevado cupo.

Los constantes cambios de facultativos en el rural propiciaron protestas en los últimos meses

La situación que atraviesan los centros de salud de la comarca, con cupos cada vez más elevados en las zonas urbanas; problemas en la cobertura de bajas, bailes de facultativos y escasez de mantenimiento ha disparado las quejas de personal, usuarios y concellos.

Ambulatorios como el de Culleredo; Arteixo o Cambre, que aguardan desde hace más de una década por la apertura de los centros de salud aún en construcción, han visto aumentado su ratio de pacientes que, en algunos casos, llega hasta los 1.700.

Representantes sindicales del personal inciden en que el crecimiento de población en los municipios del entorno de A Coruña no ha ido acompañado de más medios. El delegado de la CIG Ramón Veras explica que durante los últimos años los centros de salud han visto implementadas sus competencias, algo que considera positivo, pero lamenta que este incremento de las funciones de Atención Primaria no haya ido de la mano de un incremento de personal.

La escasez de plantilla unido a las nuevas especialidades y el hecho de que no se sustituya el personal de baja y vacaciones o que se haga solo parcialmente ha provocado un aumento de la lista de espera, explican desde el sindicato. Usuarios de varios centros de salud de la comarca se han puesto en contacto con este diario para denunciar el aumento del tiempo de espera. El más reciente, un paciente de Sada que obtuvo cita una semana después de solicitarla sin que hubiese un repunte de gripe u otra incidencia y pese a que en Atención Primaria el objetivo es atender en el plazo de un día.

La saturación ha llevado a los facultativos de ambulatorios como el de Acea de Ama a colgar en los últimos meses carteles en sus puertas para advertir a los pacientes de la sobrecarga y avisar que, salvo casos de urgencia, no atenderán a pacientes asignados a otros médicos que se encuentren de vacaciones.

La Gerencia insiste en que se trata de momentos puntuales y asegura que la ausencia de sustitutos por vacaciones o bajas solo se produce "cuando no hay médicos para cubrir la sustitución en ese momento". En el rural, usuarios y concellos han criticado durante los últimos meses los cambios de facultativos o la falta de mantenimiento de los centros, como en Oza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine