Piden dos años de prisión para un promotor y un arquitecto por alterar planos y construir en zona rústica

Las acusaciones elevan las peticiones hasta 11 años por entender que hubo estafa, además de delito contra ordenación del territorio

24.05.2016 | 17:25

La Fiscalía solicita una pena de dos años de prisión para un promotor y para un arquitecto acusados de presentar en el registro municipal de Culleredo (A Coruña) planos en los que se alteraban los lindes y situación de varias fincas para construir tres viviendas en una zona donde no era posible. Además, las casas se habrían levantado, supuestamente, sin ajustarse a los permisos concedidos.

En el juicio, --que ha comenzado este martes en la Audiencia Provincial de A Coruña, donde está previsto que concluya este miércoles--, las defensas han alegado, por el tiempo transcurrido, prescripción de un delito que rechazan que hubieran cometido sus defendidos.

Estos argumentos han sido rechazados por la Fiscalía y por las acusaciones particulares, en representación de los afectados por la compra de unas viviendas que distintos fallos judiciales declararon su imposibilidad de legalizar.

En su escrito de calificación, el Ministerio Público sostiene que el empresario C.P.D., en nombre de la mercantil que tenía con su familia, solicitó a mediados de 2001 licencia para la construcción de tres viviendas unifamiliares en Fontemaior, en Culleredo.

Las licencias le fueron concedidas en 2002. Sin embargo, la Fiscalía sostiene que, para la obtención de las mismas, el empresario, de mutuo acuerdo con el otro acusado, L.P.M., en su condición de arquitecto de la promotora y firmante del proyecto, presentaron en el registro municipal de Culleredo planos "en los que a sabiendas se alteraban los lindes y situación de las fincas mencionadas".

Cerca de zona catalogada

Al respecto, señala que los dos imputados sabían que las mismas se encontraban "a escasos metros del aeropuerto de Alvedro en una zona catalogada en el Plan General de Ordenación Urbana del municipio como de suelo rústico de protección forestal y afectado por la mencionada servidumbre por infraestructuras de aviación".

Además, explica que, una vez obtenidas las licencias, las obras no se adecuaron al proyecto presentado "ya que en la práctica y de forma clandestina se modificó la situación física de las propias viviendas y los limites de los terrenos sobre los que éstas se debían situar", afectando a suelo rústico.

Niegan irregularidades

En su declaración, el promotor ha negado la existencia de irregularidades y ha defendido que los técnicos municipales del Ayuntamiento de Culleredo le dijeron que "se podía construir".

"Las viviendas están donde hicimos el acta de replanteo", ha dicho sobre los documentos presentados en el Consistorio. Únicamente, este empresario, que con anterioridad a su actividad como promotor explicó que había sido encargado de obras, ha afirmado que si le hubieran dicho que no se podía construir no hubiera comprado.

Mientras, ha explicado que el Ayuntamiento de Culleredo hizo en su momento "una nueva parcelación modificando un trozo de una parcela de 3.000 metros cuadrados" y que, por ese motivo, hubo modificaciones, pero siempre, según su testimonio, en función de lo determinado por el Consistorio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Javier de Toro, jefe del servicio de reumatología del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña, responderá a preguntas de los lectores este jueves a las 11.30

 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine