17 de mayo de 2018
17.05.2018
Extra Infraestructuras
Infraestructuras

La Inteligencia Artificial toma las riendas de la logística

Nada escapa a la varita mágica de la Inteligencia Artificial (IA), tampoco la logística. El potencial de la IA en este campo lleva el camino de transformar el sector en una industria proactiva y predictiva por sí misma

17.05.2018 | 16:55


Transportar, recoger y entregar. De eso trata la logística. Los proveedores suelen tener un conocimiento explícito de las rutas y sus características físicas. Insuficiente cuando las entregas con intervalos de tiempo, recogidas ad hoc y envíos instantáneos desafían cada segundo de una industria en competitividad máxima. Después del Big Data, las máquinas inteligentes, aquellas capaces de aprender por sí mismas, son el siguiente paso en la búsqueda del dorado de la logística. Las rutas más cortas, las gestiones rápidas, las tareas administrativas automatizadas, la entrega personal y personalizada...

Deutsche Post DHL es pionero en el enrutamiento SmartTruck. A principios de los 2000, ya utilizaba rutas en tiempo real. La cartografía digital y satelital de las ciudades ha pisado el acelerador desde que cruza datos de mapas, patrones de tráficos y hace check in de las ubicaciones en redes sociales.

Ahora que el rendimiento, la accesibilidad y el coste son más favorables que nunca, el proveedor de servicios logísticos DHL y la informática IBM acaban de publicar el informe Inteligencia Artificial: hoy, una novedad; mañana, una necesidad, donde ambas firmas hacen una apuesta sinigual por el potencial de la IA. Aplicada a la logística, dicen, transformará la industria en proactiva, predictiva, automatizada y personalizada.


Identificar oportunidades

En un mundo caracterizado por la incertidumbre y la volatilidad, la IA ayudará a la industria logística a pasar de un modelo operativo reactivo a otro predictivo que identifique oportunidades. En el caso del transporte aéreo, que representa el 1% del volumen mundial de transporte de mercancías pero el 35% de su valor, la mayoría de las rutas y redes de carga se planifican con datos históricos y de acuerdo a la información de profesionales con décadas de experiencia en la industria, explican las firmas en el informe.

Con esta misma filosofía, la IA habría sido clave para extraer el máximo rendimiento a la moda de los spinner en 2017. Meses antes del boom, los más pequeños ya se grababan en Youtube haciendo piruetas con el juguete. Si un software hubiera sido capaz de leer los datos de todos esos vídeos, es posible que el problema de logística derivado de la venta de más de 50 millones de juguetes en solo un par de meses hubiera sido previsto y resuelto con anticipación.

También los robots clasificadores están revolucionando los envíos de cartas, paquetes e, incluso, palés. La compañía finlandesa Zen Robotics ha creado ZRR2m un robot que combina la visión artificial y algoritmos de aprendizaje automático para ordenar y recoger materiales reciclables de cintas transportadoras en movimiento.

"Las condiciones tecnológicas, empresariales y sociales actuales favorecen un cambio de modelo hacia operaciones de logística proactivas y predictivas más que en cualquier otro momento de la historia", explica Matthias Heutger, director de Innovación de DHL, en la introducción del informe. La AI ahorra tiempo al mecanizar tareas simples y repetitivas y automatizar el aprendizaje de los softwares que ya comienzan a estar a cargo de estas tareas administrativas.

 

En un mercado cada vez más competitivo, las empresas de suministro viven en una carrera constante por aumentar la eficiencia y crear valor, al mismo coste e incluso inferiores. Muchos sectores ya la han adoptado con éxito. En la industria automovilística, es única en el autoaprendizaje de los vehículos autónomos. En un proyecto de mayor envergadura, el Laboratorio de Investigación de Transporte Británico, junto con DHL y DAF Trucks, dirigirá un proyecto pionero en las autopistas del Reino Unido en 2019: camiones semi autónomos.

Pero hay aún más. La startup estadounidense Robby Technologies está desarrollando Robby 2, un vehículo terrestre no tripulado autónomo. Aceras, peatones, cruces de carreteras y ferrocarriles, Robby pide a la IA que le indique cualquier novedad en la orografía.


Chatbots

Los chatbots son fantásticos, por su parte, para mejorar la experiencia del cliente. En 2017, DHL Parcel fue además una de las primeras compañías en ofrecer un servicio basado en voz para rastrear paquetes y proporcionar información de envío usando la Alexa de Amazon. Clientes con un altavoz Amazon en casa preguntan cosas como "Alexa, ¿dónde está ¿mi paquete? "o" Pregúntale a DHL dónde está mi paquete ".

La transición a la logística cognitiva es un viaje que llevará años. En el mundo de los consumidores, la inteligencia artificial ha llegado para quedarse. La IA va a modificar para siempre el paradigma de esta industria. No solo el Big Data es oro, la visión por ordenador y el lenguaje inteligente contribuirán a interactuar con mayor eficiencia. A medida que las primeras empresas de la cadena de suministro avancen en su transformación digital, la IA ocupará más y más espacio acelerando el camino hacia un futuro proactivo, predictivo, automatizado y personalizado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine