Los pósitos gallegos temen que diferencias entre flotas impidan el trueque con Portugal

Las cofradías afirman que el intercambio de sardina por anchoa que propone el Gobierno con el Ejecutivo luso no compensa a los cerqueros de País Vasco y Cantabria

05.09.2015 | 01:39
Protesta de armadores, ayer, en el puerto de Camariñas.

La Federación Galega de Confrarías de Pescadores teme que el intercambio de cuota de sardina por anchoa con Portugal no llegue a buen puerto por el "malestar" entre las flotas de las diferentes comunidades que faenan en el Cantábrico.

El Gobierno planteó el jueves pasado al sector el trueque de ambas especies, una idea que surgió del Ejecutivo luso después de que sus embarcaciones agotasen la semana pasada la cuota de sardina disponible para 2015. Así lo explicó el presidente de la federación, Tomás Fajardo, que concretó que el intercambio se produciría hasta un máximo de 1.000 toneladas de ambos pescados, con una proporción de uno por uno (un kilo de sardina por uno de anchoa).

Las posibilidades de pesca de anchoa que recibiría España de Portugal se repartirán posteriormente entre los dos caladeros en los que faena la flota: 500 toneladas para la zona VIIIC -del golfo de Vizcaya hasta Fisterra, donde se cerró la pesquería de la especie el pasado jueves- y otras 500 para la zona IXa -desde Fisterra hasta el golfo de Cádiz, donde el cerco gallego no puede capturar la especie desde febrero por falta de cuota-. "El Ejecutivo nos comunicó que sería adecuado que el acuerdo fuese unánime entre las flotas de los dos caladeros, aunque también nos dijo que sería posible realizarlo solo en una de las dos zonas", explicó el también patrón mayor de Porto do Son, que apuntó a que las diferencias entre las diferentes comunidades que pescan en el Cantábrico Noroeste podrían truncar el acuerdo en ese caladero. "No veo muy cercano el consenso. País Vasco y Cantabria están muy descontentos con la reapertura del caladero (gracias a la ampliación del 5% de la cuota de anchoa de 2016) porque el Gobierno no les consultó nada", afirmó Fajardo. "La anchoa ahora está en nuestras costas y para ellos sería ceder sardina a cambio de prácticamente nada", añadió.

Precisamente, la Federación remitió ayer una circular a las cofradías gallegas con el objetivo de conocer la opinión del sector cerquero de la comunidad. "Representamos tanto a armadores como marineros y queremos saber lo que piensan todos", sentenció Fajardo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine