Los percebeiros de A Coruña denuncian la escasez del recurso debido al furtivismo

Los trabajadores aseguran que la especie desapareció de zonas como Ares y O Portiño, por lo que llevan dos meses sin trabajar - Los temporales acentúan la crisis

07.03.2016 | 01:26
Una percebeira trabaja en Corme.

Los percebeiros de A Coruña denuncian que llevan más de dos meses sin trabajar. Y es que, según explican, el furtivismo ha dejado sin recurso la costa coruñesa. "Es una campaña terrible, no es normal", lamenta el presidente de la Asociación de Percebeiros Costa Atlántica, Roberto Mahía. El representante de estos trabajadores en la cofradía de A Coruña relata que el marisqueo ilegal está "fuera de control" hasta el punto de que zonas enteras, como "punta Langosteira, Ares y O Portiño", se encuentran "con el recurso a cero".

Los trabajadores censuran que el furtivismo "acaba" con su modo de vida. Por ello, demandan más medios para frenar el marisqueo ilegal y advierten de que la reforma del código penal del pasado mes de julio, cuando se tipificó esta actividad como delito por primera vez, "no funciona". "Cuando se cambió la ley los furtivos dejaron de salir por un par de meses, pero en cuanto vieron que esto no va en serio, volvieron", asegura Mahía. Este percebeiro critica que "nadie" ha sido condenado desde la reforma, pese a que la nueva ley establece penas de entre seis meses y dos años de cárcel para los infractores reincidentes.

Los diversos temporales que azotan las costas gallegas desde el inicio de año han impedido a los percebeiros salir a trabajar en numerosas jornadas, y acentúan la crisis del sector. Una complicada situación que los mariscadores afrontan "sin ningún tipo de ayudas" por cese de actividad. "Se han olvidado de nosotros, no recuerdo la última vez que cobré una subvención de esas", asevera Mahía, que exige a la Xunta y al resto de administraciones "compensaciones justas" por no poder trabajar, "como sucede en otros sectores del mar". "Si seguimos así, tendremos que dedicarnos a otra cosa", admite el trabajador.

El gerente de Subastas Coruña, Kiko Bergantiños, admite que la falta de percebe se nota "una barbaridad", aunque aclara que no es la mejor época del año para esta especie "ni en demanda ni en calidad", por lo que la escasez no ha provocado un repunte en los precios. En los dos primeros meses del año se vendieron diez toneladas de percebe en la lonja coruñesa a un precio medio de 14,84 euros por kilo, según datos de la Plataforma Tecnolóxica da Pesca, dependiente de la Consellería do Mar. Son unas cifras muy similares a las del año pasado, aunque Bergantiños aclara que en el puerto de A Coruña se vende producto "de toda la provincia", y los percebeiros coruñeses no representan un porcentaje "significativo" de la facturación total de la lonja.

Mientras, en puertos como Corme, donde el percebe es el producto estrella, el sector asegura que continúa con su trabajo a pesar del mal tiempo, aunque con más dificultades. "Todos los años hay temporales, es lo que hay", admite con resignación la patrona mayor de Corme, Mari Carmen Suárez, que añade que durante las últimos semanas hubo "mucho mar" y se cogió percebe. "No es el mejor producto del año, pero vamos tirando", asegura Suárez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine