La demanda interna de pez espada dispara el precio en fresco y congelado en Galicia

Las lonjas gallegas comercializaron la especie a una media de 7,8 euros por kilo, la más alta desde que hay registros - Las descargas bajaron un 5% hasta agosto

24.08.2017 | 00:46

El precio medio del pez espada en las lonjas gallegas está en su máximo desde al menos 2001. La especie en fresco roza los 8 euros por kilo en lo que va de año y el sector explica que se debe a la fuerte demanda interna (sobre todo en el litoral mediterráneo) y también al leve descenso de las descargas que se produjo hasta la fecha, cifrado en un 5%. En lo que respecta al pescado congelado -que pesa aproximadamente un 30% menos al estar ya procesado- las ventas también suponen una bocanada de aire fresco para los armadores, puesto que supera los seis euros por kilo. "Tiene un muy buen precio y seguramente esté relacionado con la época estival", explica el presidente de la Organización de Palangreros Guardeses (Orpagu), Joaquín Cadilla.

La Plataforma Tecnolóxica da Pesca -dependiente de la Consellería do Mar- recoge que hasta agosto las descargas llegaron a las 422,5 toneladas (424 a día 15, de forma provisional), lo que supone un 5% menos que en el mismo período del año pasado, que cerró con más de 1.000 toneladas (algo que no se producía desde 2004).

Los centros de primera venta rebosaron de especie en 2016, cuando el precio medio fue de 6,73 euros por kilo, una cifra que ya era la más alta desde 2011. Sin embargo, este año el precio medio de subasta ya alcanza los 7,83 euros, un valor jamás visto, puesto que desde que hay datos disponibles en la plataforma (2001) el precio máximo se había dado en 2010, cuando el año cerró con una media de 7,11 euros.


Haz click para ampliar el gráfico

Ya que el descenso en las descargas es "leve", fuentes del sector entienden que el motivo de este alza no se puede deber a otra cosa que la demanda interna, gracias al tirón del turismo durante los meses de verano. "Los barcos que faenan en el Atlántico norte pueden estar decidiendo aprovechar el buen precio y traer pez espada fresco en alguna de sus mareas", señala el presidente de la asociación Orpagu, que agrupa 40 buques.

Este cambio de tendencia se observa también en la evolución de las descargas. Entre los años 2005 y 2015, la media en Galicia estaba en unas 760 toneladas anuales, mientras que en 2016 ya se superaron las 1.000 toneladas. Se espera que algo parecido suceda este año si continúa el ritmo de capturas actual.

Joaquín Cadilla apunta por otro lado que en lo que respecta al congelado, "en un mes el precio subió un euro", con lo que pasó de los 5 o 5,2 euros a superar los seis. Dos muy buenas noticias para los más de 100 palangreros gallegos que pescan la especie.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine