La convención demócrata para elegir a Clinton arranca con síntomas de división

Una filtración de Wikileaks apunta que la cúpula del partido, cuya presidenta dimite, conspiró contra Bernie Sanders n El FBI abre una investigación

26.07.2016 | 00:49
Seguidores de Bernie Sanders se manifiestan en las calles de Filadelfia.

La Convención del Partido Demócrata que debe confirmar a Hillary Clinton como candidata a la Casa Blanca arrancó ayer en Filadelfia sumida en una agria polémica. El viernes, el portal Wikileaks aseguró tener en su poder 20.000 correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata en los que altos dirigentes del partido hablan de tácticas para vencer a Sanders, el senador por Vermont que se enfrentó a la exsecretaria de Estado en las primarias y que recibió 12 millones de votos antes de retirar su candidatura. Al conocerse la filtración Sanders pidió la dimisión de la líder del Comité Nacional, Debbie Wasserman Schultz. "Creo que debería renunciar. Necesitamos una nueva presidenta que nos lleve por una dirección muy diferente", subrayó el excandidato que, durante las primarias ya había denunciado a la jefatura del partido de apoyar soterradamente a Clinton. Mientras, sus seguidores tomaron las calles de la ciudad en señal de protesta contra el Comité y Clinton.

Wasserman Schultz, congresista por Florida, anunció que no presidirá el cónclave demócrata y que una vez finalizado dejará la dirección del Comité. "Agradezco a Debbie llevar al Partido Demócrata a esta histórica convención de Filadelfia, sé que los eventos de esta semana serán un éxito gracias a su trabajo y liderazgo", señaló Clinton tras conocerse la dimisión. Tras un proceso de primarias más disputado de lo que Clinton esperaba debido a la "revolución Sanders", la antigua primera dama aspira a demostrar en la Convención que el escándalo por el uso de su correo privado cuando era secretaria de Estado no divide al partido. El propio Sanders pidió ayer el voto para ella y su compañero de fórmula, Tim Kaine, al advertir de que Donald Trump, "es un peligro para nuestro país". Un Trump que crece en las encuestas con la resaca de la Convención Republicana.

Además, el candidato republicano no dejó pasar la ocasión de la filtración para pedir a Clinton que siga los pasos de Wasserman Schultz y renuncie a la Casa Blanca por su propio affaire informático cuando era la jefa de la diplomacia. De Trump se conoció estos últimos días su relación con el entorno del presidente Vladimir Putin. Desde las filas demócratas se acusa a hakers rusos de piratear su servidor de correos y el FBI abrió una investigación para aclarar lo sucedido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine