Desde Los Cantones

La coherencia de Puerto Rico

25.03.2016 | 01:19
La coherencia de Puerto Rico

El Congreso Internacional de la Lengua Española (CILE), celebrado en San Juan de Puerto Rico, ha confirmado la preponderancia de nuestro idioma: es el segundo más hablado del mundo, el tercero más empleado en internet y, después del inglés, el más utilizado en los negocios. Lo había pronosticado Miterrand, hace más de dos décadas, en su último discurso ante el Parlamento Europeo: "Solo dos lenguas cuentan en el mundo occidental: la inglesa y la española". El español, como lengua universal, es propiedad de todos los que la hablan -más de 500 millones- y su pujanza se acrecienta por la incorporación de nuevos vocablos de procedencia americana. Ha sido un acierto que el CILE se haya reunido en Puerto Rico, donde es idioma oficial con el inglés y, principalmente, el vínculo que a sus habitantes les hace sentir la emoción de la España silenciosa. Pueblo singular el puertorriqueño, que se sincera cuando confiesa no gozar de unidad, ni siquiera de cohesión, pero sí de coherencia. Mientras aquí nuestra arma más poderosa, la lengua, no la consideramos en su enorme dimensión -el caso de los nacionalismos extremos es paradigmático-. América nos mira desconcertada, condenada al malentendido, porque nuestra política se ha perdido en las maniguas de las dictaduras o en los gobiernos de progreso, que giraron bajo la prédica del avocastro venezolano. La lengua española, insistimos, vive con fuerza en la circulación de la patria lejana y se hace más universal porque sus palabras las decimos tal cual son. No alteremos el aire quieto de lo escrito en el viento que habla.

Otrosidigo

El Caribe es el bautizo de las grandes tormentas. Hay que experimentarlas, para conocer cómo tocan el parche y se oye el retumbar del bombo hostigado. En Puerto Rico, el sentido de la vida se ofrece con sobrenatural verdad y se goza del privilegio maravilloso de la inmensidad del mar. Tal vez sea este el secreto por el cual el puertorriqueño ama ardorosamente la libertad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine