Cae una red gallego-colombiana tras el abordaje de un barco con 2.000 kilos de coca

El gallego Carmelo Lois y el colombiano Torres, pendiente de juicio por otra operación, entre los 15 detenidos - Un gallego sin antecedentes, en la cúpula de la trama

11.09.2015 | 01:57
La lancha de dos motores intervenida a uno de los detenidos en Arousa.

Un pesquero luso apresado con casi 2.000 kilos de cocaína colombiana frente a las costas de Portugal; cinco detenidos a bordo y otros diez en Galicia, Asturias y Madrid, y una de las más activas organizaciones gallego-colombiana desmantelada, es el balance de una nueva operación antidroga desarrollada por la Policía Nacional en colaboración con la Policía Judiciaria. El alijo, procedente de Colombia, viajaba a bordo del Onda Nazarena que la había recogido de un buque nodriza frente a la costa de la localidad lusa de Peniche, donde iba a ser desembarcada en planeadoras y trasladada a Madrid. En la operación, dirigida por la Audiencia Nacional, hay 15 detenidos, de ellos 8 gallegos y 2 colombianos entre los que se encuentran los cabecillas de la organización. Doce de ellos están ya en prisión.

En el barco, con cuatro tripulantes lusos, viajaba Jaro, un lanchero cambadés conocido de las fuerzas antidroga y propietario de viveros. Apresado el pesquero, en tierra se realizaron otras diez detenciones en Madrid, Galicia y Asturias. En Vigo cayeron cuatro personas, dos hermanos y Antonio O.V., un hombre que carece de antecedentes y al que la investigación sitúa en la cúpula de la trama. En la autovía, ya en Ourense y camino de Madrid, fue interceptado el histórico Carmelo Lois Magdalena con dos miembros de la red.

El grovense Lois Magdalena, condenado a 15 años en 1996 por otro gran alijo marítimo y detenido en mayo de 2009 con el entonces fugado Ramón Bugallo, Mon, tras una persecución policial en Puebla de Sanabria, se dirigía a una reunión con los colombianos.

Precisamente en Madrid pillaron los investigadores a otro de los "premios gordos" de la operación: el colombiano Héctor Manuel Torres Silva, El enano. El representante de uno de los carteles más activos del narcotráfico colombiano en España fue detenido con otro colaborador, pues el resto del grupo ya había huido a Colombia. Torres Silva está en libertad provisional pendiente de juicio en la Audiencia Nacional por la Operación Guadaña-Manzanas Blancas, dirigida por un juzgado de Vigo y en la que se intervinieron 3.600 kilos de cocaína ocultos entre manzanas que viajaban en contenedores desde Argentina hacia España. En la misma causa están imputados el empresario de Mos David Temes y el mexicano Nicolás Rivera.

El grupo de elite policial contra el crimen organizado Greco-Galicia inició la investigación sobre el grupo de narcotransportistas gallegos en junio del año pasado. Se descubrió que estaban en contacto continuo con numerosas organizaciones colombianas y ofrecían la recogida de la cocaína en alta mar y su traslado hasta las costas portuguesas y españolas. La red asentada en Galicia, según los investigadores, tenía relación con la "oficina" de Héctor Torres en Madrid y sus integrantes se movían con facilidad para preparar las operaciones. Viajaban a Colombia y se desplazaban a Madrid y la costa portuguesa. Además, un hombre de confianza viajaba a Venezuela para dirigir las diferentes partidas de los alijos de droga.

El pasado 20 de agosto, cuando la droga iba a ser desembarcada, la Policía Judiciaria abordó el Onda Nazarena con apoyo marítimo y aéreo del Ejército portugués. En los registros domiciliarios realizados en España se intervinieron 70.000 euros en metálico, una lancha de 8 metros de eslora y dos motores, 50 cartuchos y una radiofrecuencia decamétrica.

"El círculo está cerrado", explicó ayer en Lisboa el comisario español Eloy Quirós, al resaltar que han sido detenidos miembros de todos los escalones de la red.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine