Hace escala en Berlín para bajar a los miembros de una despedida de soltero por escándalo

28.02.2016 | 01:59

El piloto de un vuelo de Ryanair que cubría la ruta Londres-Bratislava tuvo que aterrizar en Berlín-Schönefeld para echar del aparato a seis participantes de una despedida de soltero, incluido el novio, ante su estado de embriaguez. El grupo de doce ciudadanos británicos, de entre 25 y 28 años, se dirigía a celebrar una despedida de soltero en la capital eslovaca, pero durante el vuelo se levantaban una y otra vez, armaron un tumulto constante e incluso uno de los hombres al parecer se desnudó. Cuando la tripulación rechazó servirles más bebidas alcohólicas, los jóvenes respondieron de forma agresiva.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine