Asesinato

El ganadero, tiroteado antes de la llegada de los guardias

El agricultor José Luis Iranzo fue tiroteado en la paradina donde fueron asesinados más tarde los dos guardias civiles

16.12.2017 | 17:53

El agricultor José Luis Iranzo fue tiroteado por el exmilitar serbio Norbert Feher en una paradina situada entre los municipios turolenses de Albalate del Arzobispo y Andorra a la que se había desplazado para realizar labores de campo, en el mismo lugar en el que fueron asesinados más tarde los dos guardias civiles que se habían acercado para inspeccionar la zona.

Fuentes próximas a la investigación han explicado a Efe que Iranzo, de 40 años, casado y con un hijo, recibió el impacto de un disparo cuando se acercaba a la paradina, una zona de monte bajo conocida como 'El Saso' utilizada tradicionalmente por agricultores y ganaderos de la zona.

Las fuentes citadas han explicado que la llamada de un vecino para alertar de que ocurría "algo raro" en la zona de la paradina motivó el desplazamiento de los guardias civiles Víctor Romero y Víctor Jesús Caballero, integrantes de los equipos ROCA creados por el cuerpo para prevenir los robos en zonas rurales.

Víctor Romero, de 30 años, y Víctor Jesús Caballero, de 40, casados ambos y con un hijo cada uno, fueron abatidos por el exmilitar serbio cuando caminaban para aproximarse a la paradina.

El presunto asesino, buscado por la Interpol por varios asesinatos cometidos en Italia, emprendió entonces una rápida huida para tratar de esquivar el cerco policial que se iba a desplegar posteriormente para llevar a cabo su detención.

Para la localización del sospechoso, la Guardia Civil desplegó un amplio operativo al que se fueron sumando, de forma progresiva y voluntaria, unidades de distintas zonas y comunidades autónomas vecinas, hasta sumar decenas de agentes.

Unas horas más tarde, agentes del operativo desplegado localizaban la furgoneta de tipo 'pick-up' color verde del agricultor asesinado en la cuneta de una carretera situada entre Mirambel y Cantavieja, y al sospechoso tumbado sobre el suelo a unos metros de distancia.

El presunto asesino, conocido como "Igor el Ruso" o "Igor Vaclavic" portaba su propia arma y las dos pistolas reglamentarias de los guardias civiles a los que había asesinado. Esta persona era buscada por distintos parajes turolenses, después de que el pasado día 5 hiriera de gravedad a dos personas en sendos tiroteos registrados en el Bajo Martín de Teruel.

José Luis Iranzo era una de las personas que colaboraba con la Guardia Civil para buscar al sospechoso debido al conocimiento que tenía de la zona, aunque en el momento de ser asesinado realizaba tareas propias de campo.

Tras su detención, antes de ser verificada su identidad, el exmilitar fue tachado de "asesino a sangre fría" por el delegado del Gobierno en Aragón, Gustavo Alcalde.

Las fuentes citadas han señalado, a su vez, que el adiestramiento recibido han hecho de Norbert Feher un "rambo" o un "lobo solitario" con capacidad para ocultarse y sobrevivir en condiciones de acoso policial, y con experiencia en el manejo de armas y las artes marciales.

De hecho, la policía italiana llegó a desplegar por la provincia de Bolonia hasta 1.500 agentes (incluso drones) para capturarlo, pero no lo lograron, y por ello, cursaron la orden a la Interpol. Italia ha felicitado a España por la detención.

En principio, los investigadores descartan una posible conexión del detenido con organizaciones dedicadas a distintas actividades criminales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine