El gran dilema de Daniel Guzmán tras el Goya

20.03.2016 | 01:30
Guzmán, lloroso, con su Goya.

El actor español Daniel Guzmán se lanzó a la piscina de la dirección cinematográfica con A cambio de nada y, tras ganar el Goya al mejor director novel, le surgen tantas propuestas que tiene un dilema: ¿actuar o dirigir? "Voy a tener una dualidad y un conflicto personal a la hora de elegir", explicó a Efe durante su visita a Estados Unidos con motivo del Festival of New Spanish Cinema 2016, un certamen itinerante que recala en Chicago hasta el día 31.

"Yo creo que las carreras las impulsan los propios guiones y la realidad del trabajo, no creo que un premio te garantice", defendió el director de A cambio de nada, filme que también recibió el Goya al mejor actor revelación.

Lo cierto es que con la buena acogida de crítica y público que ha brindado A cambio de nada, a Guzmán le llueven las propuestas del mundo del teatro, donde cuenta con una vasta experiencia y hasta los publicistas quieren que dirija anuncios de televisión. "Me está entrando mucho trabajo (...). Tengo algún proyecto muy interesante como actor. Pero también es el momento de escribir mi siguiente historia para no dejar pasar mucho tiempo", analizó el artista, de 42 años, que se considera "un actor vocacional".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine